Agentes de la Policía Nacional en Ibiza han detenido a seis personas inmigrantes, con ayuda de agentes de la Policía Nacional en el Aeropuerto del Prat, en Barcelona.

Se trata de unas acción enmarcada en la denominada operación «Squadra», y abarca las detenciones de cuatro varones de 42. 23. 31 y 34 años de edad y dos mujeres de 18 y 23 años. Todos son de origen napolitano y formaban parte de una de las denominadas «Bandas del Rolex». Se les acusa de ser los presuntos responsables de los últimos robos con violencia de relojes de lujo en Ibiza.

En concreto, al grupo desarticulado se les atribuye la autoría de dos robos de relojes de alta gama por valor de unos 60.000 euros, cometidos en la denominada «milla de oro» de la ciudad de Ibiza.

Se intervino documentación falsa, placas de matrícula falsas y dos motocicletas que utilizaban para los robos

Los investigadores consiguieron recabar  información con la que se logró identificar a los miembros del grupo así como localizar el domicilio en el que se hospedaban, ubicado en Playa d’en Bossa. Tras practicarse las primeras detenciones se efectuó un registro del referido domicilio en donde se localizaron cartas de identidad italianas falsas, cinco placas de matrículas falsas y dos motocicletas utilizadas para cometer los robos.

Los demás integrantes del grupo salieron huyendo de Ibiza a Nápoles, vía Barcelona, y fueron detenidos por robo con violencia, falsedad documental y asociación ilícita, por los agentes de la Policía Nacional en el aeropuerto del Prat. Dos de los detenidos fueron interceptados en Ibiza antes de abandonar la ciudad, y los otros cuatro en Barcelona.

Estas denominadas «Bandas del Rolex» operan en la isla de Ibiza desde hace numerosos años, al igual que en otros puntos de la costa española. Son auténticos grupos organizados vinculados a los escalones más bajos de la «Camorra» napolitana, existiendo un claro reparto de tareas y unas jerarquías establecidas.

Estos grupos tienen una gran capacidad de adaptación para la comisión de estos hechos delictivos y permanecen escaso tiempo en la zona donde están actuando, generalmente una semana, siendo relevados por otro grupo. El grupo saliente en Ibiza normalmente regresa a Italia, aunque en ocasiones puede que se desplace a otra demarcación española donde continuar con los robos. Igualmente pueden coincidir o solaparse varios grupos independientes actuando en la misma demarcación.

Los relojes sustraídos, que en ocasiones han llegado a superar los 500.000 euros, son sacados rápidamente de España para ser vendidos en el mercado negro internacional.,

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.