Juan Francisco Rodríguez es director y consultor SEO de Amplifica


Juan Francisco Rodríguez es director y consultor SEO de Amplifica, una empresa mallorquina dedicada al posicionamiento web y que lleva abierta desde 2011.

Juan Francisco ha recibido a Crónica Balear para hablar de lo que es el SEO y de la gestión online de empresas, un aspecto que “mejora en Baleares pero que aún está verde respecto al resto de España”.

¿Qué es el SEO?

El SEO es una rama del marketing online que ayuda a las empresas a ser visibles y a lograr visitas cualificadas para sus clientes en los resultados de búsqueda en buscadores de Internet como Google, que, no hay que olvidarlo, acapara, en mercados como España, un 95% de cuota del mercado.

¿Cómo debe gestionar una empresa su presencia online?

Es fundamental que una empresa tenga un sitio web. La web siempre está ahí, cosa que puede no suceder con perfiles en redes sociales, donde si cierran, te quedas sin contenido, seguidores y marca.

Sin embargo, la web debe crearse bajo determinados criterios. Antes de crearla hay que preocuparse de cómo buscan los servicios/productos nuestros potenciales clientes, porque la idea principal es que la web se adapte a la forma y criterios en que los clientes buscan tus servicios o productos, además de tener en cuenta un conjunto de directrices y buenas pautas técnicas (que cargue rápido, que satisfaga la inquietud de búsqueda del usuario…).

¿Y eso cómo funciona?

Como ya he dicho, lo primero que hay que hacer es identificar cuáles son tus clientes objetivos y cómo buscan en Internet los servicios que tú ofreces. Este primer paso, el identificar “el cliente ideal”, nos debe permitir elaborar un estudio de palabras clave que usa para buscar esos servicios y todo ello sin dejar de analizar a la competencia para conocer quiénes van a aparecer en las búsquedas que se hagan con esos términos.

Una vez que tenemos esa información, se traslada al desarrollador web, lo que permitirá un mejor posicionamiento orgánico o SEO. El sitio web debe tener una base técnica sólida y una correcta arquitectura de contenidos.

¿Y dónde entra el SEO una vez realizada esta primera fase?

Trabajar el posicionamiento natural en los buscadores (es decir, que cuando una persona introduzca un término en un buscador, nuestra empresa esté entre los primeros resultados) implica estar al corriente de muchos factores. De hecho, Google habla de “cientos” de ellos que grosso modo serían de dos tipos: factores técnicos (como programación, servidores, etc), contenidos (textos, imágenes, vídeos…) y enlaces (links, enlaces entrantes desde otros sitios web hacia el nuestro).

Los buscadores entienden los links como recomendaciones de otras webs hacia la nuestra, como un voto de confianza. Cuantas más recomendaciones haya en tu web a través de esos links, más popularidad puede llegar a lograr tu web. Si el buscador comprueba que tienes una buena base técnica, responde a cómo busca el cliente y su contenido es bueno y popular (recomendado por otros), te sitúa más arriba en la lista de resultados de la búsqueda que hace una persona.

¿Qué más necesita una empresa para gestionar su presencia online?

Como ya he indicado, es imprescindible una web pero la presencia online depende del sector. Por ejemplo, no todas las empresas necesitan estar en redes sociales: si tu cliente lo está, sí lo necesitas, pero si no lo está, no. En este caso puedes dedicar los recursos a otras cuestiones de marketing digital.

Si quieres que te encuentren en Internet para vender un producto, necesitas una web optimizada y una estrategia SEO. Si quieres una web como simple tarjeta de presentación, quizá no necesites un SEO, pero estás perdiendo una clara oportunidad de visibilidad y, por consiguiente, ventas.

Lo que sí puedo decirte es que tener un perfil en Facebook no es un factor de posicionamiento en redes sociales, pese a lo que crea la gente. Los buscadores como Google no tienen en cuenta, según dicen, este tipo de señales sociales. Las redes sociales deben tomarse como una canal de promoción, captación de clientes potenciales, atención al cliente… pero no son un factor de posicionamiento web.

¿Cómo debe buscar una empresa un SEO?

En todo lo digital hay mucho intrusismo y vendehúmos. Cuando queramos contratar un consultor SEO o agencia que vaya a trabajar sobre nuestra presencia digital, es importante preguntar sobre lo que piensa hacer con nuestra web, su metodología; qué herramientas utiliza; qué experiencia tiene y, sobre todo, que no nos garantice determinados resultados porque eso es imposible ya que hay muchos factores que entran en juego y no dependen de nosotros.

¿Y cómo se desarrolla el trabajo del SEO?

El SEO es un trabajo a largo plazo, que depende de la cantidad de competidores que existan bajo un mismo producto o servicio. Si quieres resultados a corto plazo, hay otras técnicas más adecuadas dentro del marketing online, como publicidad online (Google Ads, Facebook Ads…), pero, como ya he dicho, lo primero es identificar al cliente (qué le preocupa y cómo busca) y segmentar bien, porque si haces una campaña e inviertes dinero sin segmentar bien, estás tirando el dinero.

Eso parece muy laborioso y, por lógica, caro de contratar.

Depende de la empresa y del sector: mientras más productos ofrezcas y más grande sea tu web (también hay que considerar los idiomas y regiones a los que orientar tus servicios o productos), más aspectos hay que auditar (hacer un estudio de palabras clave, competencia…) y, por tanto, más horas de trabajo son requeridas.

En Amplifica, por ejemplo, cada miembro del equipo tiene un perfil determinado. Si una empresa quiere crear un texto, puede hacer dos cosas: primero, redactarlo la misma empresa. En este caso, nosotros supervisamos que no tengan errores gramaticales y que el texto contiene los términos adecuados para la búsqueda que harán los internautas. Pero si no lo redacta la empresa, lo podemos hacer nosotros, pues contamos con un perfil especializado en este campo.

Cómo está el tema del SEO en las empresas de Baleares?

Mejora pero está verde respecto a otras ciudades de España (Madrid, Barcelona, Alicante…), y más aún respecto a Europa y, en especial, Estados Unidos. Cuesta mucho hacer entender a un empresario que es necesario invertir dinero en su web porque hay mucho intrusismo del tipo “50 o 100 euros/mes” y nadie puede ofrecer un buen servicio por ese precio. El SEO es un campo del marketing digital que requiere una gran especialización, y eso conlleva muchos conocimientos y experiencia.

La empresa sigue delegando la gestión de su presencia en Internet “al cuñado, al primo o al amigo”, que no son profesionales del sector.

¿Qué diferencias hay entre SEO y Community Manager?

El Comunity Manager se dedicaría a llevar la comunicación en las Redes Sociales, mientras que el especialista en SEO o consultor SEO señalaría la forma en que todo debe fluir, es decir, la estrategia online. Es frecuente que ambas figuras pueden ser la misma persona, pero no es recomendable ya que el volumen de trabajo de cada uno de ellos es de por sí grande y “quien mucho abarca, poco aprieta”. En la especialización está la clave.

Y en todo esto… ¿Cómo se empieza?

Hoy hay muchísima formación pero si tienes inquietud en el tema te recomiendo que abras una web y comiences a experimentar y probar: equivocarse y aprender. La teoría con libros y cursos está bien pero es con la práctica como de verdad se aprende SEO.

¿Podría ponerme un ejemplo del trabajo de un SEO?

Enfocado a un tema de contenidos, recuerdo cuando el rey don Juan Carlos abdicó. Lo cierto es que los términos relacionados con “abdicar, renunciar o dimitir” comenzaron a manejarse de forma indistinta. Estaba claro que la palabra correcta era “abdicar” pero también que las búsquedas por Internet no iban a distinguir al respecto y que se iban a utilizar cualesquiera de ellas para encontrar las noticias relacionadas con ese asunto.

Hubo un titular de un periódico digital que, a mi entender, plasma el trabajo exacto del SEO: “El Rey Juan Carlos I abdica, no renuncia ni dimite”. Gran parte del trabajo SEO es adaptar tu oferta de contenidos a la demanda del mercado, es decir, a cómo busca tu cliente lo que tu empresa ofrece en Internet.

Así, las búsquedas relacionadas con la “abdicación” o “renuncia” o “dimisión” de don Juan Carlos mostrarían ese resultado, cosa que no sucedería, o en menor grado, si solo se hubiera utilizado tan solo la palabra “abdicado” (la correcta) y un lector hubiera buscado con los términos “renuncia” o “dimite”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.