Una lectora de Crónica Balear y vecina de Son Oliva se ha puesto en contacto con nosotros para expresar su indignación por un vertedero ilegal en plena Calle Enrique Granados. Asegura que es ocasionado por personas que cada día llevan basura hasta ese punto, que cada vez es más grande.

“Hemos avisado a EMAYA, a la Policía Local y a Parcs i Jardins y nadie hace nada, echan balones fuera diciendo que no es su competencia, que ya lo mirarán…” La vecina también señala que “resulta irónico que hace unos meses se quejaran vecinos y multaran a dos camiones que paraban una hora de reloj a comer, y con este vertedero no hagan nada”.

Y es que en el barrio se teme por este punto negro que es foco de ratas e infecciones y que puede acabar en un incendio. También se trata de una zona en la que se abandonan vehículos de manera habitual. Por ejemplo, dice “hay una furgoneta abandonada que lleva más de medio año ahí”

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.