La Sociedad Municipal de Aparcamientos y Proyectos (Smap), con la colaboración de las áreas de Movilidad y Modelo de Ciudad, Urbanismo y Vivienda Digna, ha proyectado siete nuevos aparcamientos para Palma.

Según ha informado Cort en un comunicado, la propuesta contempla cuatro aparcamientos sepultados, con casi 2.300 plazas, y tres estacionamientos disuasorios ubicados en los principales accesos a Palma.

El alcalde de Palma, Antoni Noguera, ha destacado que desde el Ayuntamiento trabajan “en el diseño de un modelo de ciudad a quince o veinte años vista que permita romper con la fuerte dependencia del vehículo privado y avanzar en una movilidad cada vez más eficiente y sostenible”.

Por su parte, el regidor de Modelo de Ciudad, Urbanismo y Vivienda Digna, Jose Hila, ha señalado la importancia del “trabajo desarrollado de manera transversal desde todas las áreas para el impulso de medidas que permitan implementar una movilidad urbana sostenible en todo el municipio”.

Finalmente, el regidor de Movilidad y presidente de la Smap, Joan Ferrer, ha explicado que “la buena gestión de la Sociedad Municipal de Aparcamientos durante este mandato, con unas cuentas saneadas y un superávit en el 2018 de 2,7 millones, permite acometer ahora acciones concretas del Plan de Movilidad Urbana Sostenible de Palma”.

DATOS ECONÓMICOS

La Smap ha estudiado a nivel económico el coste de cada uno de los estacionamientos sepultados, que implicarían una inversión estimada de unos 40 millones de euros que se financiarían con recursos propios y recursos financieros ajenos.

A día de hoy, la empresa municipal ha rebajado la deuda en 22 millones de euros y lleva dos años en que los beneficios obtenidos quedan íntegramente para la Smap después de dejar a cero las deudas de ejercicios anteriores. El 2018 se cerrará con unos beneficios aproximados de 2,7 millones de euros.

“Estas cifras nos dan la oportunidad de emprender nuevos proyectos que repercutirán directamente en la ciudadanía”, ha explicado Ferrer.

Actualmente, Palma dispone de 12.342 plazas sepultadas entre las gestionadas por la Smap, las concesiones y los aparcamientos públicos de carácter privado. Con los nuevos estacionamientos, esta cifra se incrementará hasta las 14.600 plazas.

Los nuevos aparcamientos sepultados se ubicarán en cuatro zonas diferentes de Palma que se empezarán a construir de forma escalonada. De este modo, en la zona Josep Darder Médico se ejecutará el primer proyecto, donde se está preparando la licitación del proyecto para que las obras puedan empezar el 2020.

En concreto, se trata de un estacionamiento con un presupuesto de 11 millones de euros, una previsión de tres plantas y unas 672 plazas que se ubicará bajo la calzada de la calle y permitirá dar respuesta en los barrios de Son Canals y Pere Garau.

Después se iniciarán las obras en Plaza Progreso, que se encuentra en el barrio de Santa Catalina, para construir tres plantas y unas 378 plazas con un presupuesto de unos ocho millones de euros. A continuación, se ampliará el aparcamiento ya existente de la Avenida Gabriel Alomar, con dos plantas y unas 428 plazas, y un coste aproximado de nueve millones de euros. La Plaza de Toros tendrá dos plantas y unas 810 plazas con un coste aproximado de 12 millones de euros.

Con respecto a los aparcamientos disuasorios, los tres están en fase de estudio y se ubicarán en tres de los principales accesos a Palma, completando los tres existentes: Son Sardina, Son Moix y Son Fuster.

Los proyectos que se están estudiando son los de Calle Aragón, se ubicará en un solar que se encuentra en la zona de salida de la Vía de Cintura, Corredor Ponent, la previsión es que se pueda ubicar en un solar de Porto Pi; y Corredor Llevant, pendiente de encontrar un solar.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.