La Policía Local de Palma ha detenido a un individuo por quebrantar la orden de alejamiento de su expareja.

Los hechos ocurrieron el día 18 de febrero podo después de las 12:15 horas cuando un grupo del Grupo de Violencia Doméstica de la Policía Local hacía unas gestiones en los juzgados de Vía Alemania .

Durante las mismas, una de las agentes vio en el juzgado a un mujer de la que sabía que había sido monitorizada por un problema de violencia de género aunque no le dio mayor importancia.

Sin embargo, al salir a la calle, también vio a la pareja de la mujer quien tenía una orden de alejamiento de ella. Así, la policía le preguntó por su presencia allí.

El hombre explicó que había ido a buscar una orden para poder retirar los muebles de la vivienda que tenía con su expareja pero, al ser requerido para que mostrase la petición, no pudo hacerlo.

La agente le acompañó entonces hasta la oficina del juzgado donde tenía que recogerla -siempre según él- pero a mitad de camino cambió de versión y dijo entonces que había sido citado por un juzgado pero “no sabía cual exactamente”.

En un momento dado, la pareja coincidió en el mismo espacio en el interior de los juzgados y los agentes de Policía se dieron cuenta de que ella no se extrañó lo más mínimo de la presencia allí de su ex junto a la policía, por lo que llegaron a una conclusión: la pareja estaba junta pese a la orden de alejamiento que él tenía hacia ella.

Así el hombre fue detenido pues la orden judicial de alejamiento tiene preferencia sobre la voluntad de la pareja de estar juntos.

3 Comentarios

  1. Cuanta igualdad, ¿no? ¿Ella no estaba incumpliendo o incitando al incumplimiento? O sea, que si es ella la que le persigue, como él tiene órden de alejamiento, ¿también se lo cepillan a él? bravo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.