Ágatha Ruiz de la Prada
JOSEFINA BLANCO


Ágatha Ruiz de la Prada es una de las mujeres y diseñadoras del momento… y quién le iba a decir la reputada y excéntrica diseñadora -que nunca pasaba desapercibida- que estaría más en la cresta de la ola tras su divorcio con Pedro J. Ramírez. Desde su separación, la diseñadores de los colores vivos y corazones está en todos los saraos, en todos los desfiles que se precie, y en todas las páginas del papel cuché, ya sea por sus nuevas colecciones, ya sea por sí misma. Y es que Ruiz de la Prada es única en todos los aspectos y ha sabido congraciarse el respeto y el cariño del público y de la prensa. Sí a su exmarido le ha dado algún zasca que otro, ha sabido muy bien diferenciar lo que vivió con él y es que Ágatha Ruiz de la Prada puede jactarse de valer más por lo que calla que por lo que habla, porque estando al lado de uno de los periodistas que más información ha manejado… habrá visto y oído mucho. Pero la discreción ha sido su santo y seña.

A pesar de su aire juvenil tanto en sus colecciones como en su forma de ver la vida, Agatha tiene muy claro que quiere y desea tener nietos. Algo que no es de extrañar, porque Agatha siempre ha estado muy vinculada a los niños y al mundo infantil, y es que sus colecciones infantiles son una gran apuesta año tras año. Agatha Ruiz de la Prada ha sido la diseñadora de la Cibeles y de la MBFWM por excelencia que ha puesto sus fuerzas en el mundo infantil: «Desfile de niños. Son una monada y estoy muy contenta porque es la primera vez que se hace el desfile de niños en el mismo sitio que en el de mayores».

La diseñadora de los colores flúor y de las apuestas divertidas tiene muy claro lo importante que es la moda infantil y lo que los niños representa: «Me despiertan mucho, porque son tan ideales… Yo lo he pasado tan bien haciendo desfiles de niños y eran tan importantes… Antes iba dos veces al año a Florencia y hacía unos desfilazos que te mueres y los echo de menos», recuerda emocionada.

Pero esta mujer no para, y si tan pronto está subida a la pasarela tiene puesta la cabeza en su próxima colección y su respectivo desfile: «Ahora mismo estaba hablando con la consejera de Canarias y ya tengo el desfile, porque voy a hacer la moda de baño y ya tengo el desfile en la cabeza». Una loca creativa como todos los grandes genios al que le aparece la inspiración en cualquier momento y esas ideas no se pueden perder por el camino: «He llamado al taller, jajaja. Vamos, ya está hecho… Es cuestión de afinar».

La diseñadora, que desfilaba este 1 de febrero en la pasarela FIMI -de moda infantil-, confesaba además de su amor a los desfiles de colecciones de moda para niños, sus ganas de convertirse en abuela «Ojalá, Ojalá, Dios te oiga». Y reflexionaba divertida: «La verdad, yo que he hecho libros de bebés, cosas para la bañera, la cuna, juegos de ordenador, chupetes, calcetines, zapatos, absolutamente de todo… y que no tenga un nieto no hay derecho».

Cósima y Tristán trabajan al lado de su madre, pero todavía no parece que vayan a llenar a la diseñadora de niños la casa aunque Cósima ha dado un paso presentando a su novio en sociedad durante la semana de la moda en Madrid. Giovanni, de 34 años e italiano ha conquistado el corazón de la también diseñadora y creadora.

Agatha solo tiene buenas palabras para la pareja de su hija: «Me encanta. Me gusta mucho. Muy mono, ideal, ideal. Tampoco le conozco tanto, pero ideal».

De momento, Ruiz de la Prada no tiene problema en darle todo su amor y en compartirlo con una figura muy importante en su vida como ella misma explicaba: «Ahora todos los mimos son para Jimmy». ¿Jimmy? Sí que no os extrañe que no nos estamos equivocando de nombre y no es que haya cambiado a Jimmy por Luis Miguel Rodríguez, su compañero de viaje en este momento: «Jimmy es el perro, jajajaja. Jimmy es el perro, que es como mi bebé»…

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.