ballena jorobada


Las ballenas jorobadas que pasan el invierno en áreas de alimentación pueden cantar canciones complejas y progresivas que se asemejan mucho a las asociadas con los lugares de reproducción.

Es la concluisión de un estudio publicado este miércoles en la revista de acceso abierto ‘PLOS ONE’ por Edda E. Magnúsdóttir y Rangyn Lim, de la Universidad de Islandia.

Las ballenas jorobadas (‘Megaptera novaeangliae’) migran anualmente entre las áreas de alimentación subártica de verano a los criaderos tropicales de invierno, donde se sabe que los machos cantan canciones características relacionadas con el apareamiento.

Sin embargo, estudios recientes indican que algunas ballenas jorobadas pueden hibernar en sus áreas de alimentación en lugar de migrar, lo que plantea la cuestión de si los machos cantan en estas circunstancias y cómo lo hacen.

Los autores del presente estudio utilizaron grabadores acústicos en las zonas de alimentación de la Bahía Skjálfandi, en el noreste de Islandia, entre enero y marzo de 2011, registrando las canciones de ballenas jorobadas macho que pasaron el invierno aquí. Se grabaron canciones de ballenas en 42 de los 46 días de grabación, produciendo un total de 70 archivos de canciones de diez minutos utilizados para el análisis.

INTERCAMBIO DE CANCIONES Y TRANSMISIÓN CULTURAL

Los autores identificaron 15 frases y temas distintos dentro de las canciones de las ballenas. Señalaron que las canciones que grabaron pueden representar un tipo de canción característico con una estructura sofisticada y un orden de temas, y que se parecen mucho a las canciones asociadas con los criaderos. Los temas de las canciones también parecieron evolucionar gradualmente a lo largo del periodo de grabación, lo que posiblemente indica la existencia de intercambio de canciones y transmisión cultural en estas áreas de alimentación.

La investigación sugiere que el canto de las ballenas jorobadas es un comportamiento más flexible de lo que se pensaba anteriormente y puede ocurrir en los sitios de alimentación durante el invierno, así como en los criaderos tradicionales. Los autores solo utilizaron el audio para registrar la presencia de ballenas, y como las ballenas hembras no cantan, los autores no pudieron inferir si las hembras también hibernan en este sitio. Si lo hacen, las ballenas jorobadas también podrían ser más flexibles y oportunistas de lo que se sospechaba anteriormente.

“Los nuevos hallazgos muestran que las ballenas jorobadas cantan sus elaboradas canciones de reproducción en zonas de alimentación subártica durante todo el oscuro invierno, un comportamiento atípico para este migrante gigante que canta y se reproduce principalmente en aguas tropicales durante el invierno”, subrayan los autores.

Y concluyen: “Probablemente, seamos testigos de una respuesta estratégica de estas ballenas jorobadas al entorno ártico que cambia rápidamente al extender su periodo de alimentación al periodo de reproducción basado en la disponibilidad de alimentos”.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.