Fotos: Isabelle Sleijpen


Antonio José presentó anoche jueves en el Auditorium de Palma su tercer trabajo discográfico “A un milímetro de ti”. El cantante andaluz llenó la sala Magna con cientos de seguidores, algunos de los cuales habían comprado las entradas en el mes de agosto.

Las versiones que regaló anoche al público palmesano recibieron una acogida entusiasta desde el primer tema que cantó.

Quienes pudieron pensar en algún momento que el ganador del mediático concurso de talentos “La Voz” tendría un recorrido musical efímero no podían estar más equivocados porque apenas tres años, desde que abandonó el show televisivo, le han bastado al artista para convertirse en un fenómeno de masas.

Sus firmas de discos, sus conciertos y cómo no, sus redes sociales son un hervidero de fans incondicionales que le siguen con verdadera pasión.

Prueba de ello es la multitudinaria gira “A un milímetro de ti”, que lleva más de 250 000 espectadores y ya pasa de los 200 conciertos en España y Latinoamérica.

La historia de este cordobés de veintitrés años tiene recorridos de ida y vuelta. Creció en una familia modesta debatiéndose entre el fútbol y la música hasta que la música se impuso y acabó representando a España en Eurovisión Junior cuando tan solo tenía diez años.

Su madre lo llevaba de casting en casting y cuando el éxito llamó a su puerta, aún disfrutando plenamente del momento, se vio inmerso en un mundo de adultos y alejado de su pueblo donde jugaba con sus amigos a cosas de niños.

La fama conseguida con tan solo once años con Eurovisión Junior empezó a enseñarle cosas que otros aprenden tarde y mal. Aprendió que la fama no es un camino de rosas, que cambia la relación con los demás y que dificulta que te conozcan tal y como eres.

Después vinieron el desengaño y bastantes años presentando maquetas en discográficas que no le hacían ningún caso porque los niños prodigio es lo que tienen, que en cuanto les sale barba dejan de ser un producto seguro para vender.

Dispuesto a dejar la música, Antonio José comenzó a prepararse para la INEF y retomó el fútbol con la firme intención de hacer del deporte su profesión para buscarse la vida estudiando y formándose como cualquier chico de su edad.

Afortunadamente, su tesón y su talento han hecho que hoy ocupe un lugar por méritos propios en el panorama de la música en castellano en donde colabora habitualmente con artistas como Antonio Orozco, Bebe o Pablo López.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.