Foto: Reuters


El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha advertido de que está “totalmente dispuesto” a paralizar las actividades no esenciales del Gobierno federal si el Congreso no apoya su petición de 5.000 millones de dólares para construir un muro en la frontera con México, una de sus principales promesas de campaña.

A nueve días de que expire el plazo para evitar un nuevo ‘cierre’ de Gobierno y sin soluciones a la vista, Trump ha lanzado un nuevo ultimátum para condicionar cualquier avance a la aprobación de fondos para el muro. Los 5.000 millones de dólares, según Trump, corresponderían solo a la cobertura física de la frontera, ya que “la cifra es mayor” si se tienen en cuenta otras labores de seguridad.

El presidente, que ha hablado con el portal de noticias Politico, ha afirmado que no hace nada “solo por rédito político”, pero ha subrayado que el refuerzo de la fronteras es una “ganancia total” para sus defensores. “La gente ve la frontera, mira a la Policía corriendo, a las personas lanzando piedras”, ha afirmado Trump.

El mandatario ha descartado la posibilidad de llegar a un pacto sobre política migratoria por los demócratas, al tiempo que ha aplazado cualquier decisión sobre los ‘dreamers’ –inmigrantes que llegaron a Estados Unidos siendo niños– hasta que se pronuncie la Justicia, previsiblemente el Tribunal Supremo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.