Foto: Reuters

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha responsabilizado este sábado de los incendios que están consumiendo el estado de California, y que han dejado por el momento nueve muertos y 35 heridos a la “vergonzosa gestión” de los servicios forestales, a los que ha amenazado con retirarles las partidas federales.

“No hay razón para que existan estos incendios forestales tan masivos, tan letales y tan costosos excepto que la gestión de los servicios forestales es muy pobre”, ha escrito el mandatario en su cuenta de Twitter.

“Se están desperdiciando cada año miles de millones de dólares con tantas vidas perdidas, y todo por la vergonzosa mala gestión de los bosques. ¡Remediadlo ahora o se acabaron las partidas federales!”, ha añadido.

Al menos nueve personas han muerto, 35 se encuentran desaparecidas y miles han tenido que ser evacuadas de sus hogares por los tres enormes incendios declarados en California que han llevado a la declaración de emergencia en Malibú, Ventura y Los Ángeles.

Los nueve fallecidos han sido hallados en la ciudad de Paradise, en el norte del estado, donde las llamas del incendio de Camp, el más grave desde que comenzaron los registros en todo el estado, han consumido más de 6.700 hogares y negocios.

Pero también hay que destacar los dos incendios declarados en el sur, en los alrededores de Malibú, donde 200.000 residentes de 75.000 hogares han tenido que abandonar sus casas por el incendio de Hill y, sobre todo, por el incendio de Woolsey.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.