Este fin de semana ha tenido lugar en la sede de la Gerencia de Atención de Urgencias del 061 la continuación del ciclo formativo ASATTAC (Asistencia Sanitaria en Atentados Terroristas con Tirador Activo) que han impartido instructores de la empresa PITACPOL.

Instructores que cuentan, en todo caso, con una dilatada experiencia en este campo tanto en su labor diaria como en servicios realizados en el extranjero.

En esta segunda edición ha participado y colaborado Underground Tactical Solutions, asociación compuesta por miembros de las fuerzas y cuerpos de seguridad gracias a los cuales se han podido realizar, en el módulo práctico, escenificaciones donde  los miembros del 061 han podido conocer en primera persona las pautas a seguir en situaciones en las que interviene un tirador activo: desde que se tiene conocimiento de una situación de este calibre hasta la intervención directa del equipo sanitario tras la naturalización del  tirador activo.

Un autobús de línea que ha sufrido una ataque terrorista y en el que hay varias víctimas o el ataque a un hotel por parte de un “lobo solitario” han sido algunos de los supuestos a los que se han tenido que enfrentar los integrantes de estas prácticas en las que han aprendido qué hacer, en qué orden y, sobre todo, las medidas de seguridad y de autoprotección a aplicar en estos casos.

“No hay que olvidar la situación en la que estamos de alerta nivel 4 antiterrorista no es para modificar nuestro sistema de vida ni para alarmar a la población, pero hay que estar preparados para afrontar situaciones como la de París o como la vivida no hace mucho en Barcelona”  explicaron desde Pitacpol antes de finalizar el curso.

“Lo que no es de recibo es que las policías de las Islas Baleares no estén, todas y cada una de ellas, formadas de forma oficial para afrontar estas situaciones; ni que no tengan el material especifico para una correcta resolución de estos supuestos, incluso que tengan que ser los propios agentes los que se hagan de forma particular con sus equipos y con una formación específica”, explicaron desde la asociación UTS.

Participantes y organizadores confían en que con esta segunda edición se inicie lo que podría ser la semilla para generar un plan de formación continua entre los miembros de los primeros intervinientes y para crear en las islas, dada su peculiaridad, un protocolo genérico de actuación entre las fuerzas y cuerpos de seguridad y los equipos del 061.

Un plan cuyo objetivo sería hacerlo extensivo a todos y cada uno de los componentes de los servicios de emergencias de las Baleares.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.