EP

El Juzgado de Instrucción 3 de Tarrasa (Barcelona) tiene abierta una causa contra el tirador que presuntamente quería matar al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, por los delitos de conspiración para atentar contra autoridad con uso de arma, delito de amenazas graves, delito de tenencia ilícita y depósito de armas, municiones y explosivos y un delito de odio.

Según ha informado este jueves el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC), el Juzgado de Instrucción 4 de Tarrasa, en funciones de guardia, acordó el 21 de septiembre enviar a prisión provisional al detenido por los Mossos d’Esquadra el 19 de septiembre por unas supuestas amenazas a Sánchez.

El 4 de octubre, el Juzgado de Instrucción 3 de Tarrasa, que instruye el caso, ratificó la prisión provisional comunicada y sin fianza; y mantiene la causa abierta por los citados delitos.

Manuel Murillo Sánchez presuntamente planeaba atentar contra el presidente como venganza por la orden de exhumación de los restos de Franco del Valle de los Caídos, y en su domicilio tenía un arsenal de 16 armas cortas y seis largas, con rifles de precisión y un subfusil de asalto.

En el registro de su domicilio, el 19 de septiembre, se localizó un fusil de asalto militar Cetme, un subfusil ametrallador Skorpion vz. 61, y cuatro rifles de precisión, además de que en el coche guardaba dos pistolas, una modificada e ilegal.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.