Europa Press

Este fin de semana pasaban por el altar María de Borbón Escrivá de Romaní y José María Valdenebro del Rey en una ceremonia celebrada en la localidad sevillana de Carmona y a la que acudieron un sinfín de invitados que no quisieron perderse uno de los enlaces más exclusivos de este mes de octubre en nuestro país.

Esta boda de la nobleza española generó muchísima expectación entre los vecinos de la localidad y una gran multitud de curiosos se agolparon en la puerta de la iglesia para ver a los novios y a los invitados al enlace. La novia llegaba a la iglesia del brazo de su padre, Alfonso de Borbón y Sanchiz, con un romántico vestido de manga larga y velo. Por su parte el novio lo hacía acompañado de la madrina quien lucía un elegante vestido verde y mantilla negra.

Tras la ceremonia, se trasladaron hasta la finca Hacienda Las Cárdenas, propiedad de José María Valdenebro Alvear, padre del novio, dónde tuvo lugar el convite y la posterior fiesta hasta la madrugada.

La novia, de 24 años, además de ser la hija del ahijado predilecto del Rey Juan Carlos, es graduada en Derecho por la Universidad Rey Juan Carlos de Madrid y ha ejercido su profesión en uno de los despachos de abogados más importantes de nuestro país, el Cremades & Calvo Sotelo. En cambio, el novio es muy conocido en los circuitos de hípica de España y Portugal y uno de los mejores de nuestro país, habiéndose convertido en Campeón Absoluto de Andalucía en la modalidad de salto. José María, licenciado en Administración y Dirección de Empresas y Derecho, compatibiliza sus entrenamientos y competiciones con su trabajo de empresario.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.