EP

El tribunal regional de Stuttgart (Alemania) ha ordenado a Porsche Automobil Holding SE (Porsche SE), accionista mayoritario del consorcio automovilístico Volkswagen, pagar una indemnización de más de 44 millones de euros por daños y perjuicios por su papel en el ‘dieselgate’.

Según el juez Fabian Reuschle del tribunal regional de Stuttgart, el holding incumplió su obligación de divulgar la información relacionada con el caso del software que alteraba las emisiones de algunos vehículos con motor diésel.

Los demandantes acusan a Porsche SE de revelar las noticias sobre el escándalo del diésel y sus implicaciones financieras demasiado tarde. Tanto la sociedad financiera como el grupo Volkswagen han negado dicha acusación y el fallo de este miércoles no es definitivo.

El ‘dieselgate’ salió a la luz en septiembre de 2015 tras conocerse que la compañía alemana había vulnerado la legislación medioambiental en Estados Unidos y manipulado la información acerca de sus emisiones de dióxido de carbono (CO2) en vehículos diésel.

La agencia estadounidense de protección ambiental, la Environmental Protection Agency (EPA), consideró en su día que el fabricante automovilístico utilizó en los modelos diésel de Volkswagen y Audi un ‘software’ que confundió a los reguladores en sus labores de medición de emisiones.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.