EP

Las psicólogas forenses que se hicieron cargo del examen psicológico de Patrick Nogueira tras ser detenido por matar a sus tíos y primos han asegurado que el acusado presenta rasgos “psicopáticos”, descartan que hubiera daño cerebral y confirman que actuó con premeditación y no de manera impulsiva.

Según su testimonio en la cuarta jornada del juicio contra Nogueira, el estudio de la mente del autor de los crímenes se realizó en virtud de dos entrevistas en las que la principal preocupación que presentaba era “cómo normalizar su vida” toda vez que salga de la cárcel.

La conclusión del estudio es que Nogueira “conoce perfectamente” lo que estaba haciendo. “No tiene limitada la capacidad ni de conocer ni de comprender lo que hace”.

Hay rasgos de personalidad “psicopáticos” en Nogueira, según las forenses, que han indicado que en las entrevistas les relató parte de los hechos por los que se enjuicia, con la característica de que nunca citaba el asesinato de los menores.

“No relataba los pasos hasta que veía a la persona muerta, pero era un deseo de no aportar cierta información”, ha señalado, descartando por tanto la amnesia o pérdida de memoria circunstancial.

Según su testimonio, Patrick Noguiera presenta “frialdad emocional” y es capaz de mentir y manipular “en su propio beneficio”. La ausencia de “correlato emocional”, según las forenses, hace indicar que hay ausencia total de arrepentimiento. “Ni empatía ni remordimiento”.

“El quería hacerlo, así nos lo manifestó”, han indicado, aseverando que de sus manifestaciones verbales se dilucida que tenía totalmente premeditados los crímenes. “Ya había pensado en cómo realizarlo. Eso no es un acto impulsivo”.

UN HIPOTÉTICO DAÑO CEREBRAL NO MARCARÍA LA CONDUCTA

Las psicólogas forenses han hecho referencia a una de las pruebas que presentará la defensa consistente en un TAC del cerebro de Nogueira para alegar daños. Sobre este extremo, han opinado que no arrojaría “datos concluyentes”. Consideran por tanto que es “imposible” que pueda haber un determinismo de nacimiento para cometer este tipo de crímenes.

Aseguran igualmente que Nogueira presenta “alta reincidencia delictiva, encanto superficial, falta de culpabilidad, escasa profundidad de afectos, falta de control conductual, irresponsabilidad y delincuencia juvenil”.

“Muestra una tendencia a sentirse fácilmente ofendido y enfurecerse por trivialidades”, aseguran en su informe. Además, las psicólogas han negado reiteradamente a preguntas de la defensa que un daño cerebral pueda determinar una conducta.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.