El secretario general de Ciudadanos, José Manuel Villegas, ha insistido en que el presidente de la formación, Albert Rivera, siguió las instrucciones de la Policía Nacional en el aeropuerto de El Prat y ha negado que “en ningún caso” quisiera “saltarse ninguna regla”.

Así lo ha puesto de manifiesto este domingo en rueda de prensa, después de que este sábado trascendiera que el pasado 7 de octubre Rivera no pasó las pruebas reglamentarias de trazas de explosivos en el aeropuerto barcelonés de El Prat.

Villegas ha explicado que en Barcelona, tanto Rivera como otros políticos de Cs, como Inés Arrimadas o Carlos Carrizosa, van con escoltas, que pertenecen al cuerpo de la Policía Nacional, por lo que Rivera “atiende a las instrucciones” que el escolta le da y “no toma ninguna decisión” en el ámbito de la seguridad.

“Pero en Madrid, por suerte, no tiene escolta, y pasa como cualquiera de nosotros” los controles en el aeropuerto, ha añadido Villegas, que zanja el asunto incidiendo en que “son los escoltas los que nos dan las instrucciones y qué hacer en cada momento”.

En un comunicado, Ciudadanos defendió este sábado que el presidente del partido siguió “en todo momento” las instrucciones de sus escoltas a su paso por el control de seguridad en el aeropuerto. Dos vigilantes pidieron realizarle una prueba de trazas de explosivos, pero no se llegó a hacer. La formación naranja asegura que Rivera no se negó a detenerse en ningún control cuando fue requerido para ello, y se remite al “criterio y autoridad” de la Policía Nacional el no haber pasado dicho control.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.