El Ayuntamiento de Palma ha reanudado a las 14.15 horas las tareas de derribo de tres casas del poblado de Son Banya, unos trabajos que llevaban suspendido desde las 11.00 horas debido a un “ataque” a los operadores por parte de varios vecinos.

Según ha detallado en un comunicado el Consistorio palmesano, en estos momentos una máquina retro-excavadora trabaja derrumbando las casas ubicadas en la calle Cuatro del poblado.

Esta mañana un operativo integrado por personal de diferentes áreas del Ayuntamiento, personal de los juzgados y Policía Nacional ha comprobado que las tres casas afectadas por las órdenes de desahucio estaban vacías.

Por motivos de seguridad, después de que algunos habitantes del poblado “hayan hecho frente” a los técnicos y operarios municipales, las tareas se han suspendido de manera temporal.

En total, con las tres casas que se han empezado a derribar este miércoles, Cort ya ha derrumbado diez de las 45 previstas en la primera fase del plan de desmantelamiento del poblado.

La regidora de Bienestar y Derechos Sociales, Mercè Borràs, ha agradecido a todas las personas implicadas su “esfuerzo y dedicación” en todo este proceso y ha defendido que “el desmantelamiento de Son Banya es una decisión valiente y decidida que no tiene marcha atrás”.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.