Foto: Reuters

La Corte Internacional de Justicia (CIJ) ha anunciado este viernes haber recibido una demanda del Estado de Palestina contra Estados Unidos en relación con la decisión de Washington de trasladar a Jerusalén su Embajada en Israel.

“El Estado de Palestina ha iniciado hoy procedimientos contra Estados Unidos ante la CIJ (…) con respecto a la disputa sobre presuntas violaciones de la Convención de Viena sobre Relaciones Diplomáticas del 18 de abril de 1961”, ha indicado el organismo en un comunicado.

Así, ha resaltado que “Palestina argumenta que de la Convención de Viena se infiere que la misión diplomática de un Estado emisor debe ser establecida en el territorio del Estado receptor”.

“Según Palestina, a la vista del estatus especial de Jerusalén, la reubicación de la Embajada de Estados Unidos en Israel en Jerusalén supone una violación de la Convención de Viena”, ha añadido la CIJ.

En este sentido, ha resaltado que Palestina ha pedido a la Corte “que ordene a Estados Unidos retirar la misión diplomática de la Ciudad Snata de Jerusalén y que se ciña a sus obligaciones internacionales según la Convención de Viena”.

Asimismo, ha reclamado al organismo “que ordene a Estados Unidos que dé todos los pasos necesarios para cumplir con sus obligaciones, evitar medidas adicionales futuras que violen sus obligaciones y dar garantías de no repetición de su conducta ilegal”.

El organismo ha recordado que Palestina accedió a la Convención de Viena el 2 de abril de 2014 y al protocolo opcional el 22 de marzo de 2018, mientras que Estados Unidos es parte de ambos instrumentos desde el 13 de noviembre de 1972.

El mandatario estadounidense, Donald Trump, anunció el 6 de diciembre el cambio a Jerusalén de la sede diplomática en Israel –algo que tuvo lugar el 14 de mayo–, dinamitando con ello el único punto de consenso en la comunidad internacional sobre el conflicto entre israelíes y palestinos: que el estatus de la ciudad santa debía decidirse en un eventual diálogo de paz.

Un total de 128 países se manifestaron en contra de este movimiento en una votación de la Asamblea General de Naciones Unidas, pese a lo cual Estados Unidos y sus aliados han seguido adelante con sus planes. Israel considera zanjada la cuestión de la capitalidad de Jerusalén.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.