RTVE

Una nueva entrega del talent show culinario llegó anoche a La 1 de Televisión Española y contó con un invitado excepcional, el ganador de la segunda temporada de MasterChef Celebrity Saúl Craviotto. El medallista olímpico acudió para degustar los platos de los aspirantes con la patata como protagonista. Además, el espacio vivió la recuperación de Carmen Lomana, quien la semana anterior tuvo que abandonar los fogones en plena competición al sufrir mareos y desplomarse.

En el plató sigue reinando el humor por parte de alguno de los aspirantes. Boris Izaguirre cocinó pastel de patatas con carne y cuando Samantha, Pepe, Jordi y Saúl probaron el plato, el televisivo lo presentó como una creación hacia el medallista: “Es para que estés fuerte y llegues bien a los Juegos Olímpicos de 2020”. Craviotto aprobó la obra de Izaguirre con el calificativo “está bueno” y Boris respondió al deportista: “Tú más”.

Pero ahí no quedó la cosa pues eltelevisivo no dudó en reconocer que tenía un grupo de WhatsApp denominado “los brazos de Craviotto”. Al jolgorio también quiso unirse Carmen Lomana. “Yo no como mamíferos de cuatro patas, pero de dos patas sí. Este tiene tres, pero dos son para caminar y otra para jugar”, comentaba entre risas. María Castro contestaba a su compañera de fogones: “Ah bueno, eso no lo sabes. Igual con la otra también apoya”.

Santiago Segura, Boris y Dafne destacaron entre el resto de sus competidores con elaboraciones y el jurado proclamó a la actriz como ganadora de la primera prueba de la noche.

El talent show se trasladó hasta Cádiz, exactamente hasta el puerto de Barbate donde el atún rojo fue el principal alimento en el examen de exteriores. La actriz fue la encargada de distribuir a los equipos, dividiendo a los concursantes entre los que ella consideraba los superiores y los inferiores, calificando a Lomana como la peor concursante de MasterChef Celebrity. La descripción de Dafne no fue de buen gusto hacia la empresaria, hecho que hizo que la empresaria y la actriz viviesen momentos tensos durante la prueba.

Las críticas por los platos elaborados se las llevó el equipo de Dafne. Pese a que María y Óscar tuvieron el beneplácito de los jueces, Fernández no recibió buenas palabras de parte de ellos: “Habéis tenido una gran debilidad debido a vuestra capitana. Esperaba mucho más de ti, Dafne”, comentaba Pepe.

En cambio, Lomana fue valorada notablemente por Samantha quien destacó que la empresaria había brillado con luz propia: “Has dado toda una lección de humildad”, sentenció la jueza. Por ello, el equipo de “los débiles” formado por Boris, Antonia, Mario, Santiago, Jaime y Carmen se convirtió en el de “los fuertes” y quedaron exentos de la prueba de eliminación. Pese a estar en la formación ganadora, el jugador de rugby tuvo que ponerse el delantal negro al no haber sacado adelante su plato.

Antes del comienzo del temido examen final, los aspirantes salvaron a Iván Massagué y por lo tanto se libró de la prueba. Los concursantes sirvieron sus recetas a algunos de los ex concursantes de MasterChef Junior.

Paz Vega y María Castro realizaron las mejores recetas. La decisión definitiva por parte de los jueces estaba entre Dafne y Óscar y el veredicto final sentenció a la actriz como la tercera concursante expulsada de las cocinas de MasterChef, tras Xuso Jones y Paula Prendes.

Dafne, entre lágrimas, quiso agradecer su paso por el talent con las siguientes palabras: “Estoy muy orgullosa. He luchado programa tras programa por continuar”. La actriz que durante su paso por el programa estaba embarazada ha sentenciado: “Estoy feliz por disfrutar de mis últimos meses antes de dar a luz tranquilamente”.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.