USTA/DARREN CARROLL

La WTA ha anunciado que investigará los hechos que dieron lugar al encontronazo entre la tenista estadounidense Serena Williams y el juez de silla Carlos Ramos en la final del US Open, en la que la norteamericana cayó ante la japonesa Naomi Osaka (6-2, 6-4).

“Hay asuntos que tuvieron lugar durante el partido que deben ser investigados. Esta noche es momento de celebrar a estas dos jugadoras increíbles, ambas con gran integridad”, señaló el organismo en una declaración oficial.

La WTA, que se congratuló del “excelente tenis” que ofrecieron ambas, quitó hierro al asunto. “Naomi es una campeona merecedora y Serena juega en todo momento con clase y nos enorgullece”, manifestó.

Al principio del segundo set, Serena fue amonestada después de que Ramos le acusase de recibir indicaciones de su entrenador, Patrick Mouratoglou, desde el box. El incidente hizo estallar a la estadounidense. “Eres un ladrón, me has robado un punto, y mentiroso por decir que hago trampas”, dijo la ganadora de 23 ‘grandes’ antes de ser sancionada con un juego -5-3 en contra-.

El partido se saldó entre lágrimas y con toda la grada de Flushing Meadows apoyando a su compatriota, y la ceremonia de entrega de trofeos estuvo acompañada por el sonido de los pitos y los abucheos.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.