Foto: Reuters

El equipo de los Estados Unidos comenzó con fuerza este viernes la defensa de la Ryder Cup y cogió una primera valiosa ventaja de 3-1 tras la disputa de los primeros cuatro partidos de ‘fourballs’ ante una Europa que dejó escapar buenas opciones, sobre todo con la pareja formada por Jon Rahm y Justin Rose.

Los de Thomas Bjorn sólo pudieron arañar una victoria en este inicio de Ryder Cup, la conseguida en el último partido de la sesión matinal por unos sólidos Francesco Molinari y Tommy Fleetwood, de los más entonados del equipo local y que supieron ‘domar’ a la peligrosa pareja formada por Patrick Reed y un Tiger Woods que, de momento, sigue peleado con la competición.

El italiano y el inglés mantuvieron un bonito duelo con los americanos, donde el actual campeón del Masters, que se suele crecer en la Ryder, no estuvo al nivel esperado, mientras que su compañero, pese al refuerzo de haber puesto fin a cinco años de sequía de triunfos el pasado domingo, no le cogió el pulso al partido.

Aún así, un ‘birdie’ del californiano y otro del texano les dejaron con dos arriba tras el 10, pero a partir de ahí los europeos fueron mejores, primero de la mano del ganador del ‘British’, que igualó ganando los dos hoyos siguientes, y luego de su compañero, que apareció en el momento clave, sobre todo con un sensacional ‘putt’ en el 16 clave para la victoria por 3-1.

Fue la única alegría ‘azul’ para Europa, que lo más cerca que estuvo de ganar otro partido fue en el que jugó Jon Rahm junto a Justin Rose, a los que se les escapó medio punto en un hoyo 18 fatal y después de no haber ido nunca por detrás.

El vizcaíno empezó entonado y con un gran ‘birdie’ en el 8 puso una ventaja de dos golpes ante Brooks Koepka y Tony Finau, pero en la segunda parte del recorrido fue su compañero el que tomó más responsabilidad y un espectacular golpe en el 12 mantuvo la ventaja.

Ese fue el último ‘birdie’ de los europeos, con una ‘corbata’ en el 14 a Rahm que podría haber puesto un óptimo dos arriba. Los estadounidenses, no excesivamente brillantes, consiguieron empatar el duelo y llevarlo todo al 18. Rahm no dio un buen golpe, pero peor fue lo de su compañero que envió la bola al agua. Sus rivales no desaprovecharon el regalo y se llevaron un valioso punto.

También Estados Unidos aseguró otro punto a su favor en el 18, aunque ahí llegaron con uno de ventaja la pareja Jordan Spieth y Justin Thomas ante los ingleses Paul Casey y Tyrrell Hatton. El texano empezó a nivel espectacular para coger una renta de tres hoyos, pero no logró mantener el nivel y Casey tiró de solidez para empatar un partido que se volvió a escapar en el 16 y donde su compañero no acertó en su ‘putt’ en el último hoyo para haber arañado medio punto.

Donde menos historia hubo fue en el duelo entre Rory McIlroy-Thorbjorn Olesen y Dustin Johnson-Rickie Fowler. Los europeos, pese a tener al norirlandés muy flojo, se pusieron uno arriba en el 8, pero perdieron cuatro de los siguientes cinco hoyos para ceder por 4 y 2.

Europa, con Sergio García formando pareja con el sueco Alex Noren ante Phil Mickelson y Bryson DeChambeau, estará obligada a reaccionar en los ‘foursomes’ (golpes alternos de cada jugador) que completan esta primera jornada del viernes.

–RESULTADO.

EUROPA, 1 – ESTADOS UNIDOS, 3.
Fourballs.

1. Brooks Koepka/Tony Finau (USA) a Justin Rose/Jon Rahm (EUR) por 1 arriba.

2. Dustin Johnson/Rickie Fowler (USA) a Rory McIlroy/Thorbjorn Olesen (EUR) por 4 y 2.

3: Jordan Spieth/Justin Thomas (USA) a Paul Casey/Tyrrell Hatton (EUR) por 1 arriba.

4: Francesco Molinari/Tommy Fleetwood (EUR) a Patrick Reed/Tiger Woods (USA) por 3 y 1.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.