EP

La líder de Cs en Cataluña, Inés Arrimadas, ha criticado este jueves lo ocurrido en los plenos del Parlament del 6 y 7 de septiembre de 2017, en los que JxSí y la CUP aprobaron la ley del referéndum y la de transitoriedad jurídica, y ha asegurado que “nunca más el constitucionalismo va a ser pisoteado”.

“Nunca más vamos a permitir que el separatismo silencie o intente silenciar a más de media Cataluña”, ha afirmado en un acto de Cs en Barcelona que, bajo el título ‘¡Nunca más! Mai més!’, ha recordado lo ocurrido hace un año en la Cámara catalana.

Según Arrimadas, esos días “se violaron los derechos de millones de catalanes y se intentó fulminar con apenas una minoría de votos en la calle y sólo 72 escaños los derechos” reconocidos en la Constitución y el Estatut, lo que provocó el sufrimiento de mucha gente, ha señalado.

Ha reivindicado a “los valientes que han tenido la fuerza de salir a la calle” y quitar símbolos como los lazos amarillos, que considera partidistas, y se ha referido expresamente al caso de la mujer agredida en el Parque de la Ciutadella de Barcelona.

“NO HAY LEALTAD”

Arrimadas se ha referido a la reunión de la Junta de Seguridad de Cataluña celebrada este mismo jueves y ha criticado que el ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, “ha salido a decir que hay muchísima lealtad y sintonía” con la Generalitat.

“No hay lealtad cuando un conseller permite que se tenga que identificar a la gente que quita lazos” y que haya símbolos partidistas en los espacios públicos, ha aseverado.

“Lo único que hay es muchas ganas de mantenerse en el Gobierno de La Moncloa mirando hacia otro lado de lo que tenemos que sufrir aquí muchos catalanes”, ha sostenido la líder catalana.

CARLOS CARRIZOSA

El acto lo ha abierto el portavoz de Cs en el Parlament, Carlos Carrizosa, que ha tildado de infame esa sesión parlamentaria de 2017, en los que “a los de la revuelta de las sonrisas se les cayó la máscara y se vio que tenían detrás, que no era solamente rechazo a España, sino a la democracia”, ha dicho.

Ha defendido el papel que ejerció su grupo parlamentario pese a la determinación del independentismo de aprobar las llamadas leyes de desconexión y ha asegurado que su papel continuará siendo el de defender a los catalanes no independentistas: “Nosotros nacimos hace años para esto. No nos vamos a callar”.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.