EP

El tenista español Tommy Robredo, de 36 años y ex número 5 del mundo, ha debutado con triunfo en la fase previa del Abierto de Estados Unidos, cuarto y último ‘Grand Slam’ de la temporada, la derrotar al suizo Henri Laaksonen en dos sets, por 7-5 y 6-4.

Tommy Robredo, que actualmente ocupa el puesto 193 de la clasificación de la ATP, no ha dudado en inscribirse en la previa para intentar acceder al cuadro final del torneo estadounidense. “No tendría que jugar la previa si fuese Top 100. Pero quiero jugar al tenis y quiero volver a estar arriba, así que me toca pasar por una serie de filtros y la fase previa de un Grand Slam es uno de esos filtros. No hay más”, dijo en declaraciones a la web oficial de la ATP.

Las lesiones han lastrado al veterano jugador español, que apenas ha podido disputar el cuadro final de ningún torneo de la ATP salvo el Conde de Godó de Barcelona y ha tenido que jugar muchos ‘Challengers’ para recuperar el tiempo y la forma perdidos.

“Me gusta el tenis. Cada uno es libre de hacer lo que quiera, pero a mi me gusta lo que hago y tengo ganas de volver a estar entre los 100 mejores. No me gusta verme en la fase previa ni verme jugando mal, como ha pasado hoy, pero al final hay que pasar por esto. Hay que jugar muchos días mal para coger el ritmo y que lleguen los días buenos”, señaló.

Robredo se enfrentará en la segunda ronda de la previa al francés Gregoire Barrere, de 24 años, que derrotó al italiano Luca Vanni en tres sets, por 4-6, 7-5 y 6-3.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.