EP

Mila Ximénez no ha pasado una buena racha. La colaboradora se ha tenido que enfrentar a dos sucesos que le han puesto contra las cuerdas: el fracaso de su firma de joyas y la traición de la que fuera su amiga durante más de once años.

Dos duros golpes a los que ha hecho frente en la revista Lecturas. Sincera y contundente, Mila explica que ahora es muy más desconfiada pero “no me van a quitar la ilusión”.

Tocada pero no hundida, la colaboradora desvela lo que ocurrió con su línea de joyas a la citada publicación: “Puse toda mi ilusión en ese proyecto, me impliqué mucho, participaba en el diseño de los collares y los promocionaba en todos los programas y en mis redes sociales”.

MILA XIMÉNEZ: “LA DECEPCIÓN CON ESTE TIPEJO HA SIDO MUY GRANDE”

Una aventura empresarial en la que no veía los resultados económicos: “Nunca había beneficios, hasta que decidí que si no había beneficios se acabó. La decepción con este tipejo ha sido muy grande. Me utilizó para que le diera publicidad”. Y es que Mila explica que recibió una cantidad ínfima de dinero: “Cuando llegamos a liquidar me habló de una cantidad ridícula por año y medio de trabajo. Una miseria”.

Un total de 1.500 euros que para Mila Ximénez era “una limosna”. Además, la ex de Manolo Santana afirma que la calidad de las joyas era mano y el empaquetado tenía “poco cariño y estilo”. Una auténtico varapalo al que se sumó la noticia de la estafadora de famosos: “Me entero de que durante once años he estado unida como amiga a una delincuente condenada, a una estafadora, que me decía que yo era como su familia”. Dolida, Mila mira con esperanza al futuro y no se plantea tomar ninguna medida legal contra su exsocio, prefiere pasar página para comenzar una nueva etapa en su vida.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.