La vicepresidenta y ministra de Presidencia, Relaciones con las Cortes e Igualdad, Carmen Calvo, no ha descartado que el Gobierno conceda un estatus especial a los 60 inmigrantes y refugiados que están a bordo del Aquarius y que España se ha comprometido a recibir, al tiempo que ha asegurado que la comunidad autónoma de Cataluña está dispuesta a acogerles.

“Vienen con las condiciones con las que les podamos traer a nuestro país, a diferencia de quienes no vienen traídos por nosotros”, ha dicho Calvo en una rueda de prensa en Córdoba, en la que ha explicado el acuerdo europeo al que han llegado seis países de la UE para dar una solución a los 141 pasajeros del Aquarius.

Fuentes de Vicepresidencia han señalado a Europa Press que el procedimiento de la acogida y el estatus que se dará a los pasajeros “se está diseñando” y “estipulando” en el marco del acuerdo cerrado entre seis países europeos.

Así pues, en su comparecencia la vicepresidenta no ha concretado si los migrantes recibirán un estatus especial, como lo tuvieron los 629 migrantes rescatados por este mismo buque hace dos meses y que desembarcaron en el puerto de Valencia después de que España le ofreciese puerto seguro. En esa ocasión, se les concedió un permiso de entrada de 45 días por “razones humanitarias”.

Según ha explicado, el buque no tiene “la situación critica” que tenía entonces, “con una sobrecarga de 600 personas”. “Podía haberse hundido y la decisión fue para evitar una tragedia”, ha argumentado sobre la decisión de autorizar el desembarco en puerto español.

Para Calvo, el estado del barco actualmente no es igual, y por ello desembarcará el Malta, en La Veleta, porque “está abierto” y está “más cerca” del buque. “Se ha podido abrir un puerto cercano”, ha manifestado, teniendo en cuenta que el pasado mes de junio Malta e Italia rechazaron la entrada del Aquarius en su territorio.

Calvo ha asegurado que el Ejecutivo ha hablado con el Gobierno catalán y “parece que está dispuesta a acoger a los migrantes que España va a recibir”. Según ha recalcado, la Generalitat “no tiene competencia” para autorizar el desembarco de un buque, pero sí las tiene para dar “respuesta humanitaria”.

“España y su gobierno siempre se va a mover en un espacio coherente”, ha remarcado Calvo, que ha destacado el trabajo de haber cerrado en “48 horas” un pacto para que un total de cinco países se distribuyan a los pasajeros del Aquarius, tras permitir Malta su atraque.

Según ha destacado, se trata de una respuesta “coordinada, segura, responsable y coherente” de la Unión Europea, que atenderá a los migrantes “con solidaridad”. A su juicio, se ha logrado que haya una “democracia responsable” y que la UE se dé cuenta de que es necesario un acuerdo y coordinación de todos los países en materia de inmigración.

“No es cuestión de frases o de tuits, sino de hechos consolidados”, ha apostillado, insistiendo en el “gran trabajo” realizado. Asimismo, ha hecho hincapié en que Pedro Sánchez es “un líder escuchado en la UE” y en apenas tres meses España ha provocado en la UE “un punto de reflexión en esta materia”.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.