La portavoz del PP en el Ayuntamiento de Palma, Margalida Durán, ha censurado este miércoles la “pésima gestión” de Emaya ya que, según ha dicho, “cada día quedan un 25 por ciento de rutas sin cubrir” porque se sigue “parcheando” la gestión en lugar de “realizar los cambios organizativos necesarios para mejorar el servicio”.

Así lo ha informado el PP en un comunicado en el que la portavoz también critica la “barra libre” de altos cargos y el incremento desmesurado de la deuda, “que ya se ha duplicado desde 2015, llegando a 31 millones”.

Durán ha indicado que “Emaya anunció que se intensificaría la limpieza con agua en las barridas y lo único que hacen es mojar las calles sin que se lleve a cabo una limpieza en profundidad de las mismas”. Por esta razón, ha exigido a la dirección de Emaya la introducción de “criterios de eficacia y eficiencia” que eviten que se encuentren “una empresa quebrada” cuando vuelvan “a gobernar”.

En este sentido, ha afirmado que están “demasiado acostumbrados” a que el gobierno de Antoni Noguera haga “anuncios grandilocuentes que finalmente no quedan más que en titulares de un día”.

Además, la regidora ha afeado que “se aprueben nuevos sistemas y proyectos sin tener en cuenta todos los factores, por lo que después se ven obligados a parchear” y ha citado como ejemplo “la compra de los tres últimos vehículos anunciados ayer por Emaya”.

En este sentido, ha dicho que “el equipo de gobierno ‘vendió’ un plan de choque en febrero con el compromiso de limpiar con agua una vez al mes todas las calles de Palma, y se anunció que se pasaría de 12 a 48 máquinas de limpieza con agua y lo cierto es que cinco meses después se está viendo obligados a comprar más máquinas porque no están cumpliendo lo prometido”.

La portavoz también ha censurado el “sistemático aumento de altos cargos”, diciendo que “en el área de Aguas se ha pasado en 2015 de 55 puestos de directivo, ingeniero y técnico, a 86 en la actualidad, lo que supone 31 cargos más”.

Asimismo, la regidora ha añadido que en el área de Calidad Urbana, las plazas de directivos, ingenieros y técnicos, han aumentado un 100 por cien, pasando de siete a 14. Para Durán, “esta diferencia demuestra que la prioridad del equipo de gobierno no es una ciudad limpia sino contentar a cargos y afines”.

Finalmente, ha denunciado que “a pesar del incremento desmesurado de puestos directivos, los contratos a consultorías, para la elaboración de estudios se han incrementado” y ha detallado que “se han adjudicado seis contratos a consultorías por un total de 230.000 euros”.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.