Una mujer de 47 años, que participaba en un cursillo de buceo en las instalaciones del Palma Aquarium, se encuentra en estado muy grave después de sufrir un ataque de pánico que le ha llevado a arrancarse la máscara y el regulador de aire mientras se hallaba sumergida.

El suceso ha tenido lugar sobre las 13:05 horas cuando la mujer estaba junto a los demás compañeros en un curso que se impartía en la piscina de las rayas del centro.

Según han relatado varios testigos a Crónica Balear, la mujer ha parecido sufrir un ataque de nervios y se ha arrancado la máscara y el regulador de aire, lo que ha provocado que tragara agua.

Los monitores han logrado extraerla del agua y han comenzado maniobras de recuperación mientras se avisaban a los socorristas de la Playa de Palma, de las empresas Emergències setmil y Emergentes 24, para que acudieran al lugar.

A su llegada, los esfuerzos de los monitores habían logrado que la mujer recuperara el pulso pero a los pocos minutos lo ha vuelto a perder y ha entrado en parada cardiorrespiratoria por lo que los socorristas han retomado las maniobras hasta que han logrado que la víctima recuperara el pulso una vez más.

Tras ello, ha sido trasladada, en estado muy grave, hasta el Hospital de Son Espases

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.