La Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Baleares juzgará el martes 10 de julio a un hombre por un supuesto caso de abuso sexual hacia su hija de seis años, hechos por los que la Fiscalía solicita una pena de cuatro años de cárcel.

Los hechos tuvieron lugar en 2011 en Palma. Según el escrito de la Fiscalía, el acusado aprovechó que se encontraba a solas con su hija en la vivienda para tocarle la vagina por dentro de la ropa y satisfacer sus deseos sexuales en al menos tres ocasiones.

Por ello, la Fiscalía le acusa de cometer un delito continuado de abusos sexuales sobre una menor de 13 años y pide, además de la pena de cuatro años de prisión, una multa de 3.000 euros por los daños morales ocasionados, la prohibición de acercarse a la víctima a menos de 500 metros y de comunicarse con ella por cualquier medio durante 5 años y la inhabilitación especial para el ejercicio de los derechos de la patria potestad durante 6 años.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.