El Área de Movilidad del Ayuntamiento de Palma ha firmado este lunes un decreto con el que suspenderá la actividad de las galeras entre las 12.00 y las 17.00 horas cuando la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) active avisos naranja o rojo -riesgo grave o severo- por altas temperaturas.

El decreto se ha firmado a petición del Área de Ecología, Agricultura y Bienestar Animal con el objetivo de “preservar la salud de los caballos adscritos a las galeras, unos animales muy sensibles a las elevadas temperaturas”.

La suspensión del servicio se llevará a cabo en base al procedimiento de activación de avisos del Plan Meteoalerta de Aemet durante los días en que la alerta naranja o roja esté activa.

Cuando prevé una alerta, la Aemet emite los avisos el día anterior. Por ello, los prestadores del servicio estarán obligados a consultar la página web oficial de la Agencia para confirmar la existencia de avisos que condicionen el servicio.

El nivel de aviso naranja informa sobre un riesgo meteorológico importante y marca un cierto peligro para las actividades usuales. El aviso rojo, por su parte, informa de que el riesgo es extremo, no habitual y de intensidad excepcional.

Uno de los aspectos que destaca el informe de Bienestar Animal en el que Cort se ha basado para este decreto es que “trabajar en condiciones de temperaturas altas se considera un riesgo elevado para la salud del caballo”. El decreto recoge que el sistema de regulación térmico de los caballos no les permite eliminar el calor con eficacia, especialmente en los casos de trabajo de tiro.

“ES NUESTRA OBLIGACIÓN VELAR POR LA SEGURIDAD DE ESTOS ANIMALES”

La concejal de Ecología, Neus Truyol ha manifestado la “responsabilidad del Ayuntamiento con el bienestar animal” y ha recordado que es “peligroso” para la salud de los caballos “trabajar en horas y días de elevadas temperaturas”.

“Puede suponer una amenaza para su vida hacer un trabajo al sol duro, como arrastrar las galeras. Es nuestra obligación, como responsables de este servicio municipal, velar por el bienestar y la seguridad de estos animales”, ha dicho Truyol.

En este sentido, la regidora ha añadido que no pueden “seguir consintiendo que estos animales trabajen en días y horas con temperaturas de 40 grados o más”.

Por su parte, el concejal de Movilidad, Joan Ferrer, ha afirmado que en su departamento comparten “al cien por cien” la argumentación de Bienestar Animal. “Es un compromiso del equipo de gobierno asumir las consideraciones del área en esta materia y, por ello, desde Movilidad hemos firmado el decreto de acuerdo con lo establecido en el actual reglamento”, ha dicho.

“El Ayuntamiento de Palma vela por la protección y el bienestar de los animales y encuentra adecuado implementar medidas preventivas para evitar el ‘shock’ térmico, desfallecimiento por agotamiento, golpe de calor o, en definitiva, todo lo que puede representar un sufrimiento para el animal”, han insistido desde Cort.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.