El alcalde de Palma, Antoni Noguera, ha resaltado la decisión “valiente y decidida” del Ayuntamiento que supone el realojo voluntario del poblado de Son Banya que ha empezado este miércoles, y que, tal como ha destacado, está transcurriendo con “normalidad”, tras haberse producido ya los primeros derribos de infraviviendas.

En rueda de prensa, Noguera ha calificado el día como “histórico” y ha señalado que había “tres motivos” para realizar el desalojo: “El centenar de niños en riesgo de exclusión social, el vínculo del poblado con la droga y el cumplimiento de la resolución judicial”.

Desde las 09.00 horas, un equipo integrado por técnicos de las áreas de Bienestar y Derechos Sociales, Infraestructuras y efectivos de la Policía Local y de la Policía Nacional ha iniciado el proceso de realojo de las familias de Son Banya.

Desde el Ayuntamiento han explicado que los técnicos están trabajando en el poblado “desde primera hora de la mañana” para que el proceso de realojo de las familias que salen de manera voluntaria del poblado de Son Banya “se lleve a cabo con normalidad”.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.