FREDDIE PEÑA/FLICKR - Archivo

El 7 por ciento de la población adulta padece trastorno por déficit de atención e hiperatividad (TDAH), según han asegurado la psiquiatra y la psicóloga del Hospital HM La Esperanza de Santiago de Compostela (Galicia), Carmen Núñez y María Gallego, centro donde ofrecen servicios asistenciales para adultos que padecen este problema.

Se trata de un trastorno de origen neurobiológico que se caracteriza por la aparición de alguno o de los tres síntomas nucleares que lo conforman: impulsividad, exceso de movimiento (hiperactividad) y déficit de atención cuando la tarea no resulta motivante.

“Cada vez se diagnostica antes y mejor, especialmente en la población pediátrica, ya que estos síntomas son fácilmente detectables tanto en el entorno familiar como en el escolar y pueden causar problemas académicos”, ha explicado la doctora Núñez.

El problema también está presente en la población adulta, entre la que muchos de los síntomas del TDAH se relacionan con problemas laborales y familiares, así como con las dificultades para mantener relaciones sociales, una autoestima baja o el abuso de sustancias tóxicas. En este sentido, la doctora Gallego ha informado de que el diagnóstico de pacientes adultos requiere de especial pericia, ya que la mayoría de ellos van a la consulta sin pensar siquiera que puedan sufrir este tipo de trastorno.

Así, la mayor parte de los adultos suelen visitar al especialista porque tienen despistes o porque no son capaces de centrarse en algo que saben que tienen que hacer. De hecho, hay estudios que afirman que las personas que tienen TDAH y no han recibido tratamiento tienen posibilidades más altas de padecer accidentes de tráfico, por lo que Gallego ha insistido en el riesgo que conlleva no tratar correctamente este trastorno.

En caso de padecer TDAH, es recomendable que el especialista recomiende el tratamiento, siempre en función de cada caso concreto. Este puede incluir medicación prescrita por un médico y terapia psicológica cognitivo-conductual.

Algunos estudios han demostrado que el tratamiento multimodal, el que incluye los aspectos farmacológico y psicológico, es más efectivo que si esos elementos se aplican por separado. Asimismo, un correcto diagnóstico puede propiciar que el TDAH se controle.

Los objetivos del tratamiento son reducir los síntomas del TDAH y el riesgo de futuras complicaciones, ofrecer información y pautas concretas al entorno del paciente y, en el caso de la población pediátrica, favorecer un buen rendimiento académico.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.