Foto: Reuters

Estados Unidos y Corea del Norte han alcanzado un acuerdo para la realización de trabajos de campo para buscar los restos de militares estadounidenses desaparecidos durante la Guerra de Corea (1950-53) durante una reunión de oficiales de alto nivel de ambos ejércitos.

El secretario de Estado, Mike Pompeo, ha anunciado el pacto alcanzado y que este mismo lunes habrá nuevos contactos para concretar la iniciativa. La reunión de este domingo ha sido “productiva” y ha “concluido con compromisos firmes”, ha afirmado Pompeo.

Al parecer, el Gobierno de Kim Jong Un había pedido una reunión con militares estadounidenses a través de la UNC, la misión de la ONU que se encarga de velar por el cumplimiento del armisticio que las dos Coreas firmaron en 1953 para cesar los combates, que hace que, al no tratarse de un acuerdo de paz, sigan técnicamente en guerra.

Pyongyang habría buscado el encuentro mediante la organización internacional porque no ha podido abordar el tema en los recientes contactos con Washington.

Esta ha sido la primera reunión entre militares de alto nivel de los dos países desde 2009, cuando se suspendieron las negociaciones a seis bandas para la desnuclearización de la península coreana por los ensayos atómicos del régimen norcoreano.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.