La Federación Autismo Madrid han defendido, a través de un comunicado, los centros de Educación Especial ante la posibilidad de que esta desaparezca a raíz de la presentación de dos proposiciones de Ley en la Asamblea de Madrid, que plantean que los alumnos con necesidades especiales se matriculen obligatoriamente en colegios ordinarios

Desde la Federación defienden que la Educación Especial es una modalidad educativa que trabaja por la inclusión y que atiende la diversidad del alumnado, “no es segregación”.

“Las peculiaridades e idiosincrasias del alumnado con TEA y de sus necesidades educativas exigen un proceso de escolarización participativo donde primen los intereses del alumnado, que no esté orientado o politizado hacia un modelo u otro de escolarización, donde tanto los profesionales como las familias tengan capacidad efectiva de intervención en el proceso”.

Por otro lado, ha afirmado Autismo Madrid que la educación inclusiva se debe entender como una actitud y una metodología de trabajo diario que dé cabida a todas y cada una de las personas que atiende y no una modalidad estanca que vulnere los principios de elección y variabilidad de casos.

De este modo, las propuestas inclusivas parten desde los mismos centros específicos con alternativas creativas pero, sobre todo, adaptadas a las peculiaridades y particularidades de un colectivo heterogéneo y diverso.

Según la Federación, familias de personas con Trastorno del Espectro del Autismo y con discapacidad intelectual han manifestado su preocupación estos días por la valoración, supuestamente negativa, que ha hecho el Comité sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad de la ONU acerca de la existencia de Centros de Educación Especial en España.

En 2014, Autismo Madrid argumentó, mediante un documento jurídico, que los colegios de Educación Especial no son contrarios a la Convención Internacional de Naciones Unidas sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad, manifiesto del que se hicieron eco plataformas de representación del sector.

Asimismo, defienden que la educación especial es inclusiva porque reúne características, planteamientos y metodologías que se adaptan a cada alumno y alumna con la suficiente flexibilidad como para proporcionarle las experiencias compartidas con otros contextos sociales y educativos.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.