Una mujer, que fue auxiliada este domingo en Inca tras una agresión por parte de su pareja, relató a la doctora del PAC como este le había introducido un palo por la vagina días atrás al sospechar que tenía “relaciones con otro hombre”.

La mujer (de nacionalidad española) fue atendida por unos agente de la Policía Local sobre las 21:30 horas cerca de la estación del tren. Según refirió, su pareja acababa de agredirla y se había dado a la fuga.

Los policías la trasladaron entonces hasta un centro médico para un reconocimiento mientras se realizaba una batida por la zona para intentar localizar al agresor huido.

Ya en el PAC, la víctima explicó a los agentes que su pareja le había retorcido la muñeca a fin de sustraerla el móvil para que no pudiera solicitar ayuda y que, unos días antes, ya había estado allí debido a unas lesiones que en aquel momento atribuyó a un accidente de tráfico pero que en realidad, se las había ocasionado el mismo individuo.

Sin embargo, aún le quedaba escuchar a la médica lo más escabroso del relato de la víctima quien explicó que su pareja había llegado a introducirle, días atrás, un palo por la vagina al sospechar que “tenía relaciones con otro hombre”. El objetivo, según ella, era provocarle daños suficientes como para que no pudiera mantener relaciones con su supuesto amante.

Mientras tanto, el presunto agresor -también de nacionalidad española- fue localizado en una zona de bares de la localidad y detenido.

La mujer, por su parte, fue trasladada hasta el Hospital de Inca y la investigación ha quedado en manos de la Guardia Civil.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.