La Asociación Independientes de la Guardia Civil (IGC) ha querido denunciar que las últimas decisiones tomadas por el Gobierno en lo referente a la llegada de migrantes ha generado una situación “insostenible e imparable” en Andalucía, Ceuta y Melilla debido al “efecto llamada” provocado.

Según han explicado, “los compañeros destinados en las unidades más afectadas por la llegada de extranjeros están en una situación de total vulnerabilidad puesto que sus medios son escasos y no pueden usarlos pues impera la opinión pública sobre la integridad de los agentes. Se han publicado infinidad de noticias condenando el uso de fusiles para el lanzamiento de pelotas de goma así como todo uso de la fuerza que la ley permite para repeler lo que en realidad es un ataque”.

Según exponen, los subsaharianos que han asaltado hoy Ceuta “se han dispersado y entrado por seis puntos distintos, lo que ha provocado que una pareja de guardias civiles se encuentre frente a 60 o 70 asaltantes armados con ganchos, palos con clavos, cal viva, radiales, cizallas, bolas de heces y lanzallamas creados con botes de laca de gran tamaño y mecheros con los que han tratado de quemar y causar graves daños a los agentes allí comisionados”.

Lamentable resulta que esos agentes “tan solo disponen de la defensa de dotación que les facilita el Cuerpo, spray de defensa y cetmes para lanzar pelotas de goma, todos ellos de uso prohibido porque se trata de evitar una imagen que afecte al gobierno, aunque su uso sea en cumplimiento de la ley y de la propia defensa de la integridad física de los agentes”.

“Esta situación”, añaden desde IGC, “se traduce en que varios guardias civiles se encuentren en el hospital con quemaduras en brazos, piernas, visión dañada por la cal viva y varias lesiones más de diversa consideración y entre 600 y 700 inmigrantes ilegales que han conseguido entrar en nuestro país. El Centro de Internamiento de Extranjeros (CIE) de Ceuta que tiene capacidad para 600 personas acoge en la actualidad a más de 1200 y ahora se encuentra con los cientos que han entrado”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.