Foto: Reuters

El productor de cine Harvey Weinstein se ha declarado este martes no culpable de los cargos presentados contra él la semana pasada en Estados Unidos por violación en primer y tercer grado y acto sexual criminal en primer grado.

Weinstein ha comparecido durante la jornada para una breve vista en la que se le han leído los cargos, tras la que se ha fijado una nueva vista para el 20 de septiembre, según ha recogido el diario ‘USA Today’.

La oficina del fiscal del distrito de Manhattan resaltó la semana pasada tras la imputación del productor de cine que esta decisión del gran jurado “lleva al acusado un paso más cerca de la rendición de cuentas por los crímenes violentos por los que ahora está imputado”.

Asimismo, resaltó que su oficina “juzgará este caso no ante la prensa, sino en el tribunal”. “El reciente ataque del acusado contra la integridad de los supervivientes y el proceso legal es previsible”, manifestó, antes de expresar su “confianza” en que “cuando el jurado escuche las pruebas rechace estos ataques”.

Weinstein se entregó en mayo a la Policía de Nueva York personándose en la comisaría del barrio de Tribeca. Posteriormente, fue liberado con cargos bajo fianza de un millón de dólares.

Más de 70 mujeres acusaron al cofundador del estudio Miramax y The Weinstein Co de conducta sexual inapropiada, incluyendo violaciones. Estas denuncias dieron lugar al movimiento #MeToo en el que cientos de mujeres han acusado públicamente a hombres poderosos en los negocios, el gobierno y el entretenimiento. Weinstein ha negado tener relaciones sexuales sin consentimiento.

Entre las actrices que acusaron públicamente a Weinstein de conducta sexual inapropiada están Uma Thurman, Salma Hayek, Angelina Jolie, Gwyneth Paltrow, Lena Headey, Rose McGowan o Cate Blanchett.

“El señor Weinstein siempre ha mantenido que nunca ha tenido un comportamiento sexual no consentido con nadie. Nada sobre el procedimiento de hoy cambia la postura del señor Weinstein. Se ha declarado no culpable y espera ser exonerado”, afirmó a mediados de mayo el abogado de Weinstein, Ben Brafman.

“Muchas de estas acusaciones se deben haber hecho hace mucho tiempo, sobre hechos que supuestamente ocurrieron hace muchos años”, dijo Brafman en parte. “Puedo anticipar que cuando sean sometidas a un interrogatorio, en el caso de que lleguemos tan lejos, las mujeres que hicieron estas acusaciones no se creerán las mismas. Suponiendo que obtengamos 12 personas justas que no hayan sido consumidas por el movimiento que tiene tomado este caso”, dijo.

“El señor Weinstein no inventó el ‘casting de sofá’ en Hollywood y en este caso no estamos juzgando si eso es una mala práctica profesional”, sentenció.

Desde que las acusaciones se hicieron públicas, los pesos pesados de la industria del entretenimiento se han distanciado de Weinstein, quien llegó a ser uno de los hombres más poderosos de Hollywood. El consejo directivo de Weinstein Co lo despidió y en marzo, la compañía se declaró en bancarrota.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.