Una lectora se ha puesto en contacto con nosotros para dar aviso del peligro que supone para los peatones el estado de la abrazadera de una papelera situada en el cruce de las calles San Fulgencio y Santa Florentina de Palma.

Cómo puede observarse, una parte de la abrazadera está levantada, como si alguien hubiera intentado forzarla, de tal forma que sobresale en punta hacia el exterior y del lado de la acera.

La mujer nos explica que su hijo “se quedó enganchado, literalmente, al pasar” y que el resultado de ello ha sido un profundo corte en la cara anterior del codo que ha necesitado asistencia médica.

El peligro, como señala la lectora, es que algo similar le pueda ocurrir a algún pequeño pero con consecuencias peores si se engancha la cara o la cabeza.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.