El Boletín Oficial de las Islas Baleares (BOIB) ha publicado este martes la primera Ley de Vivienda de Baleares por lo que la normativa entrará en vigor este miércoles.

Según ha explicado en un comunicado la Conselleria de Territorio, Energía y Movilidad, la ley tiene como objetivo principal facilitar el acceso de los ciudadanos a la vivienda y garantizar su permanencia.

En ella, se reconoce el derecho de los ciudadanos a la vivienda y establece mecanismos para hacerlo efectivo, incrementando la bolsa de vivienda pública de alquiler social y obligando al Ejecutivo a facilitar ayudas de acceso a la vivienda a las personas en situación de vulnerabilidad si no hay vivienda pública disponible.

Igualmente, obliga a los grandes tenedores a ceder las viviendas vacías que lleven más de dos años cerradas para destinarlas a alquiler social cuando haya necesidad de vivienda y establece vías de protección a los ciudadanos, como el servicio de acompañamiento para cualquier cuestión relacionada con la problemática de la vivienda.

Por otra parte, la normativa fija la obligatoriedad de promover políticas dirigidas al fomento del parque público de viviendas y prevé un régimen sancionador.

Su entrada en vigor implica, por ejemplo, que los grandes tenedores disponen de tres meses para informar de todas aquellas viviendas de su propiedad que lleven dos años cerradas, bajo la advertencia de una sanción en caso que no lo cumplan, que puede llegar hasta los 30.000 euros.

Los grandes tenedores son las personas físicas y jurídicas que, directa o indirectamente, participen de manera activa en el mercado de la vivienda y tengan diez viviendas o más en propiedad, alquiler o usufructo.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.