EP

La ministra de Justicia, Dolores Delgado, ha advertido de que Italia puede incurrir en responsabilidades internacionales por negarse a permitir el desembarco del Aquarius en un puerto italiano.

“La situación de estas 629 personas en una embarcación al límite es una situación crítica y tenemos asumido todos los estados que hemos suscrito tratados internacionales que no es una cuestión de buenismo o generosidad, sino de responsabilidad internacional”, ha explicado la titular de Justicia en declaraciones a la cadena Ser recogidas por Europa Press.

Delgado ha admitido que la situación europea “es complicada” y la solución a la crisis migratoria tiene que venir de todos los Estados, “de los que son frontera y de los que no”. En este sentido ha insistido en que el desembarco del Aquarius es una “cuestión de humanidad pero también de cumplir con los convenios y tratados de los que todos los Estados son parte”.

Dolores Delgado ha explicado que la decisión del Gobierno español de ofrecer el puerto español para la llegada de los migrantes “es un gesto que demuestra que hay que cumplir con los compromisos internacionales y a partir de ahí pensar en una política coordinada en materia de inmigración”.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.