El número de pacientes que a las 14:30 de la tarde de este viernes permanecen en el servicio de Urgencias del Hospital Son Espases hace prever que la situación durante el fin de semana pueda ser complicada ya que permanecen en el servicio ciento sesenta pacientes. De ellos, cuarenta y tres tienen asignada cama en una planta de hospitalización pero es más que probable que gran parte de ellos permanezcan el fin de semana en Urgencias.

Veintiocho están recibiendo atención sanitaria en las camillas y treinta y uno permanecen en observación.

Y todos ellos atendidos por ocho Técnicos en Cuidados de Enfermería. El dato es tan alarmante como evidente: cada profesional atiende a veinte pacientes.

Ante esta situación el Sindicato de Técnico de Enfermería (SAE) espera la contratación inmediata de profesionales para que los pacientes puedan ser atendidos debidamente.

Alejandro Juan, responsable de acción sindical del Sindicato de Técnicos de Enfermería en Baleares, denuncia asimismo “el manifiesto desinterés de los responsables por atajar de manera eficaz el problema de las urgencias del hospital. No hay excusas: ni picos de gripe, ni aumento de la población flotante…no hay argumento que justifique que periódicamente los servicios de urgencias estén saturados de pacientes y faltos de profesionales”.

SAE insiste en la necesidad de implantar soluciones definitivas y eficaces para todo el año.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.