El alcalde de Palma, Antoni Noguera, ha instado este viernes al Grupo Cursach a que presente un proyecto de legalización de las obras realizadas de manera ilegal en el MegaSport para que técnico del Ayuntamiento de Palma valoren si se pueden legalizar.

En declaraciones a los medios, Noguera ha recordado que el que cierra el gimnasio no es una decisión del Ayuntamiento de Palma, sino del grupo empresarial.

“Todas las cosas construidas de manera ilegal tienen un uso ilegal pero son legalizables si presentan un proyecto”, ha reiterado el alcalde de Palma, tras asegurar que les están dando “alternativas técnicas y jurídicas”.

Noguera ha indicado que la única forma de solucionarlo “es por la vía legal” y ha manifestado que el Ayuntamiento “no puede mirar hacia otro lado cuando los técnicos valoran que una cuestión es ilegal”.

Igualmente, el alcalde ha considerado que no se trata de una persecución sino que se limita a ser “garante del cumplimiento de la legalidad”, al igual que sucede con otros casos como ses Fontanelles o el casino.

PARALIZACIÓN PARCIAL

En concreto, el Ayuntamiento ha solicitado la paralización parcial de la actividad en diversas zonas hasta el restablecimiento de la legalidad urbanística y la realidad física alterada, detectada tras una inspección en el edificio.

Además, también se ha pedido a los propietarios que soliciten las licencias de actividades que amparen las modificaciones detectadas, como “se pide a cualquier actividad de estas características”.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.