Este martes comienzan las restricciones de tráfico en el acceso a Cala Salada y Cala Saladeta, en Sant Antoni (Ibiza), según ha informado el Ayuntamiento de la localidad.

Estas restricciones fueron establecidas por el Consistorio para garantizar la seguridad de los bañistas en este paraje y preservar el medioambiente.

Los vecinos de la zona que deseen renovar su tarjeta de acceso anual podrán hacerlo entregando la del año pasado directamente en el punto de control. Además, quienes hayan extraviado su tarjeta o necesiten solicitarla por primera vez, deben dirigirse a la sede del Ayuntamiento y pedirla mediante registro de entrada.

Según ha informado el Ayuntamiento, las tarjetas de acceso a Cala Salada no suponen una autorización para estacionar o circular en la zona de dominio público marítimo terrestre.

El servicio de transporte público en autobús desde la estación de Sant Antoni hasta la playa, con parada en el complejo deportivo Can Coix, comenzará el 18 de mayo. Los autobuses saldrán de la estación cada 30 minutos entre las 09.30 y las 11.00 horas. Después de esa hora la frecuencia será cada 15 minutos hasta las 20.15 horas.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.