Varios vehículos, entre ellos uno de la Guardia Civil, sufrieron diversos daños este pasado domingo después de ser alcanzados por piedras lanzadas a su paso.

Los hechos tuvieron lugar sobre las 3:30 horas de la madrugada en el tramo de autopista que discurre entre Santa María y Consell.

Uno de los conductores cuyo vehículo fue alcanzado ha explicado a Crónica Balear que, en su caso, las pedradas alcanzaron el capó y la luna delantera causándole diversos daños aunque “por suerte, no perdimos el control del vehículo y no tuvimos que lamentar consecuencias más graves” y agrega: “a un amigo le alcanzaron en el techo y en el brancal”.

Este conductor se puso entonces en contacto con el 112 y con la Guardia Civil para explicarles lo ocurrido, desplazando la Benemérita uno de sus vehículos hasta el lugar sin que pudiera hallar a nadie en la zona aunque, según explica el conductor del turismo afectado, “también les dieron a ellos”.

 

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.