La jueza del Juzgado de Instrucción número 8 de Valencia ha acordado prisión provisional, comunicada y sin fianza para el expresidente de la Generalitat y exministro de Trabajo, Eduardo Zaplana, detenido en la ‘Operación Erial’, según han informado a Europa Press fuentes conocedoras de la decisión.

Fiscalía Anticorrupción había solicitado al juzgado la aplicación de esta medida. Zaplana pasó este jueves a disposición judicial, tras ser detenido el martes por presuntos delitos de blanqueo de capitales, malversación y prevaricación.

Para los empresarios José y Vicente Cotino, sobrinos del expresidente de Les Corts, Juan Cotino, la jueza ha acordado libertad con cargos y obligación de comparecencia semanal en el juzgado para firmar, según fuentes conocedoras de la decisión.

Los detenidos se han acogido a su derecho a no declarar ante la instructora, en un caso sobre el que se mantiene el secreto de las actuaciones. Tampoco lo han hecho ante la Guardia Civil, ni ellos ni las personas citadas como investigadas, entre ellas, Juan Cotino.

La Fiscalía Anticorrupción y la Guardia Civil rastrean el cobro de unos diez millones de euros en comisiones ilegales recibidas por la adjudicación de contratos públicos relativos a la concesión de las ITV y el plan eólico, durante la etapa de Eduardo Zaplana al frente de la Generalitat Valenciana.

DECLARACIONES EN COMANDANCIA Y JUZGADOS

La jornada ha comenzado a primera hora de este jueves con el traslado de Zaplana desde la Comandancia de Tres Cantos (Madrid), donde pasó la noche, a la de Patraix, en Valencia, donde ha llegado poco antes de las 10.15 horas. En el interior de las dependencias de la Benemérita se encontraban ya varios arrestados, entre ellos José Cotino –sobrino del expresidente de Les Corts, Juan Cotino–, Joaquín Barceló Llorens, exdirectivo del parque temático Terra Mítica, y la mujer de este último.

También ha pasado por las instalaciones de la Benemérita en Valencia el expresidente de Les Corts y ex director general de la Policía, Juan Cotino, que ha declarado como investigado policialmente por estos hechos y que a su salida ha explicado a los medios que la causa está bajo secreto de sumario. “Y cuando se abra, lo sabremos todo”, ha aseverado.

Hacia las 12.25 horas, un vehículo gris conducido por agentes de la Guardia Civil ha abandonado la Comandancia de Patraix con Eduardo Zaplana a bordo para trasladarle a la Ciudad de la Justicia de Valencia, donde ha llegado apenas diez minutos más tarde. De igual modo, hacia las 15.00 horas han sido trasladados el resto de detenidos.

A partir de ese momento han comenzado a hacer aparición en los juzgados valencianos los abogados de los implicados en esta ‘Operación Erial’, entre ellos Juan Carlos Navarro, letrado del expresidente de Les Corts Juan Cotino y que también defiende al considerado ‘cabecilla’ de la trama Gürtel, Francisco Correa. Navarro ha señalado ante los periodistas que no podía hacer declaraciones sobre esta causa porque “hay secreto de sumario y orden expresa de no contar nada”.

Otro de los letrados que ha atendido a los numerosos medios presentes en la Ciudad de la Justicia ha sido Manuel Quijano, que defiende a José Cotino. Sobre su cliente, ha explicado que se ha decretado libertad sin fianza tras negarse a prestar declaración a consejo del abogado y mientras permanezca el secreto de sumario.

Más tarde, Quijano ha regresado a las instalaciones judiciales a entregar el pasaporte de José Cotino, sobrino de Juan Cotino, y ha indicado que su defendido tendrá que comparecer semanalmente ante la jueza. Además, se ha mostrado conforme con la puesta en libertad de su cliente: “Evidentemente cuando una persona no ingresa en prisión está satisfecha, pero cuando se destape toda la causa veremos qué es lo que hay”.

Otro de los sobrinos de Juan Cotino, Vicente, ha sido el último en abandonar los juzgados valencianos cerca de las 17.30 horas de este jueves y únicamente ha confirmado que ha quedado en libertad. “Por algo estoy aquí (en la calle)”, ha afirmado ante las preguntas de los periodistas sobre este extremo.

A estas horas, el expresidente de la Generalitat Valenciana, Eduardo Zaplana, todavía no ha abandonado la Ciudad de la Justicia, desde donde debe ser trasladado a la prisión de Picassent tras acordar la titular del Juzgado de Instrucción número 8 de Valencia su encarcelación provisional, comunicada y sin fianza.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.