Las autoridades de Kenia han confirmado este jueves que dos rinocerontes adultos y una cría murieron en la noche del miércoles a manos de cazadores furtivos en el Parque Nacional de Meru.

“Con gran pesar anunciamos la caza furtiva de tres rinocerontes la pasada noche en el santuario de rinocerontes del Parque Nacional de Meru, donde perdimos dos rinocerontes negros y una cría”, ha dicho el Servicio de Fauna de Kenia (KWS).

Así, ha detallado que las investigaciones realizadas hasta ahora han permitido hallar los cadáveres y determinar que les fueron arrancados los cuernos, al tiempo que ha señalado que por el momento no se han producido detenciones.

“La tendencia de la caza furtiva ha estado en descenso principalmente por el incremento de los esfuerzos de las autoridades y la inversión del Gobierno en materia de conservación”, ha destacado.

En este sentido, ha apuntado que “estos esfuerzos han llevado a una reducción del 85 por ciento en la caza furtiva de rinocerontes y del 78 por ciento en el caso de los elefantes”, antes de cifrar en 78 los animales muertos en 2017 –69 elefantes y tres rinocerontes”.

“Kenia sigue liderando a nivel de conservación de fauna salvaje, como indica el incremento de poblaciones, donde los elefantes cuentan con 34.000 individuos, la cuarta mayor cifra en el mundo, y los rinocerontes con más de mil, la tercera mayor en el mundo”, ha remachado.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.