El hombre que presuntamente abusó sexualmente de un menor de 11 años en el Colegio Sant Agustí de Palma es un portero del centro, y no un profesor como se informó en un primer momento.

El hombre fue detenido el pasado domingo por presuntos abusos sexuales a un niño de 11 años y pasó a este lunes a disposición judicial, quedando en libertad con una orden de alejamiento.

Según el menor, los abusos se produjeron tres semanas antes y consistieron en tocamientos así como que el hombre le practicara  tres masturbaciones al quedarse solos en una de las aulas del centro, hechos que han sido negados por el denunciado.

La Policía Nacional se ha hecho con gran cantidad de material informático en la vivienda del sospechoso y queda ahora saber el resultado de los análisis del mismo que se llevarán a cabo.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.