Vueling afronta este miércoles la primera jornada de la huelga de pilotos convocada por el Sindicato de Pilotos de Líneas Aéreas (Sepla), que fija paros de 24 horas para este miércoles y jueves y para el 3 y 4 de mayo.

El Sepla convocó hace dos semanas estas jornadas de huelga en señal de protesta por “incumplimientos” de diversos artículos del convenio colectivo de pilotos y de los acuerdos que regulan las bases en el extranjero.

En concreto, el Sepla afea a la compañía que gran parte del crecimiento se está dando fuera, por lo que si el piloto quiere progresar en su carrera profesional se ve obligado a cambiar de ciudad, y por ello pide que al menos el 15% del crecimiento se produzca en España.

Para evitar esta huelga, el sindicato también pide a la compañía aérea, perteneciente al ‘holding’ IAG, una subida salarial de, al menos, el 30% para equipararse con otras aerolíneas competidoras.

Vueling defendió cuando se convocaron los paros que la compañía tiene la vocación de ser líder en España, donde se contempla crecer este año, si bien afirma que su negocio no está focalizado en ser la principal compañía aérea de España, sino una aerolínea de referencia en Europa, y es que Vueling tiene en Francia e Italia sus dos otros principales mercados de crecimiento.

La compañía también esgrimió que el Sepla no se ha sentado en la mesa de negociación para abordar condiciones salariales, sino que se han centrado únicamente en tratar sobre el crecimiento de la compañía en sus bases españolas.

SERVICIOS MÍNIMOS

El Ministerio de Fomento ha fijado unos servicios que garantizan el 100% de los vuelos con Canarias y Baleares, y aquellas rutas con salida programada anterior al inicio de la huelga y cuya llegada se produzca en el periodo de huelga.

Además, se han fijado de un 51% para los vuelos domésticos peninsulares en rutas cuya única alternativa de transporte público sea superior a cinco horas y en todas las rutas internacionales con origen o destino España, mientras que son de un 30% para las rutas domésticas peninsulares con alternativa de transporte público de menos de cinco horas.

Así, Vueling prevé que el 86% de los usuarios de la aerolínea no se verán afectados por la protesta, y que del 14% restante, tres de cuatro clientes podrán volar en 24 horas respecto a su horario original.

El ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, ha asegurado este martes que el Ministerio se mantendrá “muy atento” para que por parte de Vueling se cumplan los servicios mínimos decretados durante la huelga de pilotos, así como para que se atiendan los derechos que tengan los usuarios de la compañía aérea.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.