El grupo de trabajo de observación de medusas en Baleares se ha reunido en la sede del Sistema de Observación Costero de las Islas Baleares (Socib) a raíz de los últimos episodios de apariciones de la especie de medusa de carabelas portuguesas procedentes del Atlántico en aguas de Formentera.

Según ha informado la Conselleria de Medio Ambiente, Agricultura y Pesca en una nota de prensa, el objetivo de esta reunión ha sido evaluar el sistema de observación, analizar los últimos casos en Baleares y avanzar en las actividades conjuntas con personal del Instituto de Ciencias Marinas de Andalucía (Icman) y el Instituto Mediterráneo de Estudios Avanzados (Imedea), de Cádiz y Esporles, respectivamente.

El grupo de trabajo se enmarca en el convenio entre el Socib, el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) de Baleares y la Conselleria de Medio Ambiente, Agricultura y Pesca para detectar medusas en el mar balear y determinar su relación con las variables ambientales.

Este convenio, que se ha mantenido durante cuatro años, tiene previsto renovarse en los próximos años. La finalidad es establecer un sistema de observación de medusas que permita estudiar la proliferación de estos animales y gestionar correctamente los bienes y servicios afectados.

En la reunión de este miércoles se ha hecho una revisión de las acciones realizadas y se han expuesto y debatido los resultados desde el año 2014 hasta ahora. El encuentro también ha servido para planificar las actividades y los objetivos para el futuro en detección de medusas.

Según la Conselleria, con los últimos casos de carabelas portuguesas “se ha puesto de manifiesto que el sistema de predicción comienza a ser efectivo y puede prever episodios de esta índole”. En esta línea, el Govern ha adelantado la puesta en marcha de una de las embarcaciones de limpieza de litoral para vigilar la zona de la isla de Formentera.

Se trata de un sistema nuevo de observación de medusas en las Islas, basado en protocolos estándares que se siguen de manera rutinaria, sistemática y estable.

Los niveles de observación son tres y se centran en las zonas de baño, por los socorristas de las 150 playas de las Islas, coordinados desde la Dirección General de Emergencias; también en la zona de la plataforma continental, llevados a cabo por los técnicos de las embarcaciones tanto del servicio de limpieza del litoral (en concreto, en 66 puntos de observación) como de las reservas marinas (en once puntos de observación); y, finalmente, la zona de mar abierto, gracias a la implicación de los buques oceanográficos,

Desde su implementación, el año 2014, hasta el día de hoy, sólo con los dos primeros niveles de observación se han llevado a cabo más de 84.000 observaciones, en las que es clave el papel de los socorristas y de los patrones de las barcas de limpieza.

CARABELAS PORTUGUESAS EN FORMENTERA

La semana pasada, el Consell de Formentera informó de la recogida de 100 ejemplares de carabelas portuguesas en playas y zonas de baño de la Isla, entre Migjorn, Cala Embaster, Es Caló de Sant Agustí e Illetes.

El Consell pidió entonces que, si alguien encuentra un ejemplar, llame al teléfono 112, que avisará a la institución insular para proceder a su retirada. Nunca hay que manipular el ejemplar y se deben mantener alejadas a las mascotas.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.