El alcalde de Palma, Antoni Noguera, ha declarado este lunes en relación a Son Banya que es “histórico demoler un poblado que sólo ha traído tristeza y muerte a Baleares” y ha destacado el trabajo “inteligente y responsable” de Cort en la búsqueda de “una segunda oportunidad para las familias”.

Así lo ha expresado en declaraciones a la prensa Noguera, quien ha insistido en el trabajo “riguroso y profesional” del Ayuntamiento de Palma y de otras instituciones, y ha asegurado que así se cumplirá con el objetivo de “acabar con el supermercado de la droga”.

En esta línea, el alcalde también ha resaltado que con esta demolición “la población infantil no estará en riesgo de exclusión” y podrá, así, optar “una vida normal”.

El primer edil ha destacado que de las 16 familias que han cumplido con los requisitos para recibir ayudas, 12 ya han sido realojadas y que aún se están buscando viviendas para las cuatro restantes. Sin embargo, Noguera ha asegurado que el tema está “muy controlado”.

Por otro lado, desde Cort han recordado que a los ciudadanos de Palma el mantenimiento de Son Banya “costaba 700.000 euros en concepto de agua y electricidad”. Por lo que se trata de un “tema social y de prevención para acabar con un poblado que no tiene sentido”, ha concluido.

Cabe recordar que en enero de este año, el conjunto de formaciones políticas representadas en el Pleno del Ayuntamiento de Palma firmó un acuerdo político para llevar a cabo el Programa de desmantelación del poblado de Son Banya, con el que están destinados unos 5,4 millones de euros, distribuidos en siete años, para realojar a las familias vulnerables. Actualmente, habitan en el poblado entre 450 y 600 personas, agrupadas en unas 100 familias.

‘SYMPHONY OF THE SEAS’

Por otro lado, el alcalde ha insistido en que “la ciudad tiene que gestionar el éxito y no morir de éxito”, en respuesta a una pregunta sobre la llegada a Palma del crucero más grande del mundo, el ‘Symphony of the Seas’.

En este sentido, ha señalado que el Ayuntamiento está manteniendo “conversaciones” con la Autoridad Portuaria de Baleares (APB) y ha asegurado que “conocen la postura” del Consistorio. “Queremos que el turista tenga una buena experiencia, y esto pasa por el equilibrio y el techo turístico”, ha concluido Noguera.

Cabe recordar el buque, que tiene una capacidad para 6.360 pasajeros y cuenta con 362 metros de eslora, estará desde abril y hasta la llegada del otoño realizando cruceros de siete noches por el Mediterráneo saliendo de Barcelona como puerto base y haciendo escala en Palma, Provenza (Francia) y Florencia, Pisa, Roma y Nápoles (Italia).

Por su parte, la portavoz del GOB, Margalida Ramis, lamentó este domingo durante una protesta que “no se tengan en cuenta los impactos medioambientales y de masificación y saturación que implica para la ciudad el hecho de tener entre cinco y seis cruceros diarios” señaló que “se trata de una contaminación que no se ve pero que acaba afectando a la calidad del aire”.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.