La población residente en Baleares a 1 de enero de 2018 es de 1.128.139 habitantes, una cifra que supone un aumento del 1,1 por ciento respecto a los datos de 1 de enero de 2017, es decir 12.140 personas más, con lo que las Islas, junto a Madrid, registran el mayor aumento de población en términos relativos.

Según el avance de la estadística del padrón publicado este martes por el Instituto Nacional de Estadística (INE), Baleares es la autonomía con mayor proporción de extranjeros, con un 17,1 por ciento del total y un total de 192.412 personas. Esta cifra supone un aumento del 2,9 por ciento en relación a la de enero de 2017.

Además, Baleares es una de las autonomías que presenta menor número de municipios menores de 1.000 habitantes, al tener seis localidades de estas características. De los 67 municipios de las Islas, 37 tienen entre 1.001 y 10.000 habitantes, 23 de 10.001 a 50.000 residentes y uno, más de 100.000 habitantes.

DATOS NACIONALES

En todo el país, el total de personas inscritas en el Padrón Continuo en España a 1 de enero de 2018 es de 46.698.569 habitantes. Esta cifra supone un aumento de 126.437 personas (un 0,3%) respecto a los datos a 1 de enero de 2017 y representa el primer incremento que se produce en el país desde hace cinco años.

Así, durante el año 2017, el número neto de españoles inscritos ha descendido en 20.174 personas (un -0,05%), pero el de extranjeros ha aumentado en 146.611 (un 3,2%). Entre estos últimos, los pertenecientes a la Unión Europea (UE-28) se han incrementado en 2.709 (un 0,2%) y los no comunitarios han crecido en 143.902 personas (un 5,1%).

El INE recuerda que, desde que en 1998 se comenzaron a publicar las Cifras oficiales de población provenientes de la Revisión padronal a 1 de enero, la población empadronada en España había aumentado todos los años hasta 2012.

A partir de ese año empezó a disminuir, manteniéndose esa tendencia hasta 2016. En 2017 se ha producido una nueva inflexión al aumentar en 126.437 personas, según los datos provisionales.

Desde el año 2000 el aumento fue debido, fundamentalmente, a la inscripción de extranjeros, cuya cifra pasó de 923.879 ese año a 5.751.487 a 1 de enero de 2011. A partir de ese momento la cifra de extranjeros comenzó a descender, produciéndose el mayor descenso durante 2013 (-522.751).

Esta tendencia, detalla el INE, se mantuvo en los años siguientes aunque en 2016 el saldo (-45.774) fue el de menor intensidad. En 2017 el número de extranjeros volvió a crecer, con un aumento de 146.611 personas.

Según el avance de la estadística del Padrón Continuo a 1 de enero de 2018, de los 46.698.569 habitantes inscritos, un total de 41.979.151 personas tienen nacionalidad española (el 89,9% del total de inscritos) y 4.719.418 son extranjeros (el 10,1% del total).

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.